Martes, 18 de junio de 2024
Volver Salamanca RTV al Día
El ferrocarril del Duero quiere optar a Patrimonio Mundial de la Humanidad
X
OBRA DE ARTE DE LA INGENIERÍA

El ferrocarril del Duero quiere optar a Patrimonio Mundial de la Humanidad

Actualizado 28/03/2023 17:53
Raquel Martín-Garay

La candidatura se presentaría una vez la vía férrea esté reabierta hasta la frontera y pretende incluir también el lado español

La vía férrea del Duero quiere optar a la clasificación como Patrimonio Mundial de la Humanidad por la Unesco.

La idea ha partido de la Asociación Vale d´Ouro (ASCVD), una asociación de desarrollo regional. El proyecto fue lanzado el pasado 25 de marzo en un debate organizado por la Liga dos Amigos do Douro Patrimonio Mundial (LADPM), celebrado en la localidad de Peso da Régua, al que asistieron expertos en transportes, economistas y la secretaria de Estado de Desarrollo Regional, Isabel Ferreira.

Para que la Linha do Douro pueda optar a conseguir este alto reconocimiento sería necesaria la previa reapertura del tramo desactivado entre Pocinho (donde hoy muere la vía) y Barca d´Alva (en la frontera con las Arribes salmantinas), un proyecto ya asumido por el Gobierno portugués, cuantificado en 75 millones de euros por Infraestructuras de Portugal y cuya primera fase se espera sea anunciada de forma inminente, pues el Ministerio de Infraestructuras se comprometió a lanzar el concurso en los primeros meses de 2023.

¿Sería un proyecto para conseguir sólo la clasificación de la Unesco para el Tren del Duero en lado portugués? No, a pesar del uso turístico senderista dado a los últimos 17 km de vía en lado español, donde se encuentra el gran patrimonio de puentes y túneles, los precursores de la iniciativa, la ASCVD con el apoyo de la LADPM, quieren el reconocimiento para la totalidad de la vía (300 km) desde Oporto a Salamanca, pues lo conciben como un incremento de valor de los cuatro patrimonios mundiales ya existentes en esta región supranacional (Oporto, Douro Vinhateiro, grabados rupestres del Vale do Côa y Salamanca).

El trozo donde se concentra el mayor valor artístico de la gran obra de ingeniería que fue el Tren del Duero a finales del siglo XIX se encuentra entre Ermesinde (Douro, Portugal) y La Fregeneda (Salamanca, España), con 24 túneles y 40 puentes en Portugal y 20 túneles y 10 puentes en España, algo que constituiría el punto fuerte de la propuesta, pues suponen un añadido sobre el valor natural y de organización humana del territorio.

Los impulsores de esta idea quieren reflejar en una futura candidatura el papel socioeconómico de la Línea del Duero, que sirvió para exportar los productos agrícolas de la región -sobre todo el vino- y para conectar dos países entre ellos y con Europa a través del continente y del Atlántico, en una obra notable de ingeniería que es hoy reconocida como ejemplar, por la espectacularidad que suma a la belleza natural y porque en su día trajo el progreso sin dañar el paisaje.

Una vía que en la actualidad es recorrida desde Oporto hasta Pocinho por un tren regular que también es utilizado por los turistas, además de algunos trenes turísticos estacionales, como el Comboio Histórico do Douro o el Miradouro.

Según confirma fuente oficial a este medio, la Liga dos Amigos do Douro Património Mundial (LADPM) ya ha realizado algunos contactos con la alcaldía salmantina y en las Arribes, con el fin de hacerles partícipes de la iniciativa, en el convencimiento de que el uso turístico dado a la vía en Salamanca, a través del Camino de Hierro, abierto al público en abril de 2021, no sería obstáculo para conseguir la clasificación como patrimonio mundial para la totalidad de la vía.

Con todo, en la región del Douro no se esconde la preferencia por la continuidad del ferrocarril en el lado español una vez reabra hasta Barca d´Alva, por lo que esta nueva empresa también supone un intento más de presionar en ese sentido.

Si se consiguiese el reconocimiento del ferrocarril del Duero como Patrimonio de la Humanidad se uniría a los que ya cuentan con esta distinción a nivel mundial, todos ellos proezas de la ingeniería en orografías difíciles, en países como Suiza, Austria, India o Irán.

Bajo el título "Un patrimonio que une los patrimonios" el coloquio celebrado en el Museu do Douro de Peso da Régua da inicio a un ciclo de debates que se celebrarán a lo largo del año en el mismo espacio, con los que se pretende reflexionar sobre los grandes temas de actualidad en la región del Douro portugués, en una modalidad abierta y participativa.