Viernes, 01 de julio de 2022
Volver Salamanca RTV al Día
“Estamos en precios récord, históricos y que nunca pensamos”
X
OCTAVIO GONZALO, EXPERTO EN VACUNO DE CARNE

“Estamos en precios récord, históricos y que nunca pensamos”

LAS ARRIBES
Actualizado 09/05/2022 09:41
Miguel Corral

Para el presidente del sector de vacuno de carne de Cooperativas de España, la subida del cereal tiene un componente especulativo claro a raíz de la guerra de Ucrania. “¿Qué ha pasado?, pues que a río revuelto ganancia de pescadores”

Octavio Gonzalo es gerente de Dehesa Grande Soc. Coop., un referente en el sector de vacuno de carne en España, además de presidente del sector del Vacuno de Carne en Cooperativas Agroalimentarias de España, lo que lo sitúa como una autoridad en este sector en nuestro país.

Para Octavio Gonzalo, el vacuno de carne atraviesa en el último año un “momento dulce porque la industria está consiguiendo mover carne en el exterior”. Aunque reconoce que el consumo nacional está parado, “nos está beneficiando que en Europa haya mucha demanda de carne. Estamos en un momento en el que el Este de Europa, que era el que habitualmente nos hundía el precio de la carne y no nos dejaba subir los precios, ahora también están exportado muchísimo a terceros países y eso ha favorecido que en toda Europa hayamos subido la carne entre un 25 y un 30%”.

Pero sin duda, la llegada de la primavera es un momento clave debido al aumento de producción, llega la paridera y con ella los meses de máxima producción de ganado, lo que hace que “se tensione más el mercado, pero evidentemente el precio que tenemos es un precio que nunca pensamos nadie íbamos a estar pagando: Estamos en precios récord, históricos, y aunque es verdad que el cereal también está en precios récord, lo que provoca un encarecimiento del pienso, la carne también está cara. Estamos contentos por el resultado de 2021, porque se consiguió repercutir el incremento de los costes de producción al precio de la carne”, una tendencia que se ha mantenido en estos primeros cuatro meses de 2022, “el precio se mantiene elevado y los mercados que tenemos, que nunca pensamos en la vida que nos iban a pagar este precio, nos lo están pagando. Salvo la tensión que va a haber ahora en primavera por exceso de producción, no porque no se venda, preveo que en 2022 sigamos en esta línea”.

Pero para mantener los actuales precios, Dehesa Grande se está viendo abocada a “abrir mercados en el exterior: Italia, Grecia, Islas Madeira…, nuevos y diferentes mercados para sacar el producto, porque al mercado nacional le está costando asumir estos precios porque la economía está como está, y en Dehesa Grande estamos viviendo esto, creciendo a base de nuevos mercados”.

Según los datos facilitados por el MAGRAMA, la producción de carne de vacuno en 2020 en Castilla y León alcanzó las 111 mil toneladas, situándose únicamente por debajo de Cataluña, donde se contabilizaron 125 mil toneladas gracias a sus cebaderos. Ambas comunidades sumaron un 16 y un 18 por ciento, respectivamente, de la carne de vacuno producida en toda España en 2020, ejercicio en el que se alcanzaron las 678 mil toneladas, lo que nos sitúa como el tercer país mayor productor de la UE, solo por debajo de Francia y Alemania tras la salida de Reino Unido.

En cuanto a la puesta en marcha de la Ley de la Cadena Alimentaria, y que vienen reclamando las OPAs, para Octavio Gonzalo la mayor dificultad con la que se encuentra es llevarla a cabo. Administración y organizaciones agrarias han llegado a un acuerdo y ya se están elaborando contratos para informar a los ganaderos. El objetivo es su aplicación a mediados de junio, con lo cual la elaboración de precios que garanticen la viabilidad de las explotaciones es inminente.

Pero en opinión del gerente de Dehesa Grande, “hay una cosa que se nos escapa, y es el mercado, el equilibrio oferta-demanda. Por un lado se pretende asegurar los costes de producción al ganadero pero nadie nos dice cuál es el coste de producción. En una zona como la comarca de Vitigudino, por ejemplo, en cada pueblo, en cada casa, hay un coste de producción diferente. Dependiendo de la propiedad del terreno, sus características, la genética del ganado… hace que varíen los costes de producción. Entonces, la Ley de la Cadena Alimentaria desde Cooperativas le pusimos muchas pegas porque creemos que se ha hecho más de cara a la galería a que sea práctica. Lo que se pretendía, que era asegurar los costes de producción al ganadero, evidentemente, lo vemos muy complicado que se lleve a cabo. Cuando el mercado esté pesado, no se venda carne, cuando sobre ganado…, ni Ley de Cadena Alimentaria ni nada. Como en el exterior, en otros países, el precio de la carne esté a tanto el kilo, si no vendes a ese precio te vas a quedar con los animales en el campo. Entonces no es la solución”.

Nuevas preocupaciones para el sector

Otro de los asuntos que comienza a preocupar a los ganaderos de extensivo es si afectará finalmente al precio del terreno el destino de grandes superficies a la construcción de macroproyectos de energías renovables, especialmente parques solares. Sobre esta nueva situación que se está dando ya en algunos municipios de la comarca de Vitigudino, Octavio Gonzalo recuerda que “desde Urcacyl hemos hecho ya un manifiesto poniendo en cuestión este tipo de proyectos. Hoy de momento no se está generando ninguna problemática porque no se está abarcando una gran dimensión de terrenos. Pero es verdad que hay que intentar reglar ese tipo de proyectos y que vaya conjugado un poco teniendo unos coeficientes de hectáreas determinado por zonas y regiones, porque hoy no, pero a lo mejor dentro de 20 años tenemos un problema para los productores y ganaderos. Esto debería estar regulado porque es una competencia con la que ningún productor puede luchar. Como todo en la vida hay que intentar que las cosas tengan equilibrio”.

Por último, Gonzalo aborda la situación actual de los precios del cereal y sus consecuencias para las explotaciones ganaderas, aunque en su opinión el problema es anterior a la guerra en Ucrania y se extiende más allá de lo que pueda afectar a la ganadería. “Desde el verano anterior se viene observando la subida de la inflación por el encarecimiento de las materias primas, y lo que traíamos arrastrado hasta marzo, finalmente la guerra de Ucrania, país con una gran producción de cereal, está afectando en demasía”.

Pero para el presidente de vacuno de carne de Cooperativas Agroalimentarias de España, la subida del cereal tiene un componente especulativo claro. “¿Qué ha pasado?, pues que a río revuelto ganancia de pescadores. Por supuesto que se ha inflacionado más de la cuenta porque ha habido gente que ha especulado. El cereal, ha diferencia de la carne, se puede inmovilizar y ha estado inmovilizado durante dos meses. Hay gente que ha jugado con ello, y aunque la cuestión se ha relajado, seguimos con precios caros por la situación que se viven en Ucrania”.

Comentarios...