Sábado, 25 de junio de 2022
Volver Salamanca RTV al Día
El regalito judicial a Mañueco
X

El regalito judicial a Mañueco

OPINIóN
Actualizado 17/02/2022 08:54
Ángel Lozano Heras

Hacer un seguimiento de las muchas promesas, muchísimas, más de 100, que ha hecho Mañueco en esta campaña es casi imposible. Pero, como siempre en él, no las cumplirá ni en una tercera parte ¿Las recuerdan ustedes? Ha prometido el oro y el moro, la ´intemerata´, muy típico de este PP de C y L en los 35 años de (des)gobierno autonómico. Quién cree a Mañueco, este reyezuelo del clientelismo y el político más embustero y cínico de la historia de C y L (“Mentiroso –le llamó su exvicepresidente, Paco Igea– irresponsable, desleal y rastrero”). Su palabra ha quedado muy devaluada en detrimento de los mil enunciados de su programa electoral, máxime cuando los antecedentes del PP avalan aquella afirmación de Tierno Galván según la cual “las promesas electorales están para no cumplirse”.

Más que amarga, la victoria del pepero Mañueco en estas elecciones autonómicas de C y L del 13-F, ha sido envenenada, porque va a depender de la ultraderecha facha de VOX. Pero la amargura de Mañueco viene ya de atrás.

El magistrado instructor del Juzgado nº 2 de Salamanca, había imputado en noviembre del 2021 al PP por presunta financiación ilegal en las primarias que ganó Mañueco. El instructor ve una “donación anónima ilegal” detrás del pago de cuotas atrasadas de afiliados para que pudieran votar en el proceso interno de 2017 que convirtió en candidato al actual presidente Fernández Mañueco.

El “informe” admitido por el juez implica a Mañueco en una supuesta financiación irregular para pagar parte de las cuotas de 1.238 afiliados morosos de Salamanca y sumar votos para usted en las primarias de su partido frente a la alternativa de Antonio Silván que defendía Herrera. Mañueco es citado en este informe en trece ocasiones como conocedor de aquella supuesta trampa.

Y no es el único informe en este sentido que está ya en la sede de los juzgados salmantinos para ser resuelto en pocos días y confirmar o no la imputación.

Hace pocos días, justo en plenas elecciones, la Fiscalía de Salamanca denuncia al PP charro por financiación ilegal en las primarias de Mañueco. El Ministerio Público ha pedido al Tribunal de Cuentas que analice las donaciones que recibió la formación popular de Salamanca en 2017.

Pero, además, tienen preparado para Mañueco un obsequio muy especial, envuelto en papel de regalo con su lacito y todo, desde la Fiscalía y posiblemente desde el Juzgado nº 2 y desde la Audiencia Provincial de Salamanca. Es para que celebre con gran deleite y satisfacción su pírrica victoria en las elecciones del 13-F. No es un envío vía Amazon, ni MRW ni Correos Exprés, sino desde la mismísima sede judicial salmantina. Este regalo exprés quizás le llegue antes de la investidura (10 de marzo) o en los próximos días.

¿Cuánto tardará Mañueco en dar explicaciones a los ciudadanos o en cesar a Javier Iglesias, presidente del PP salmantino? Ya corre por la ciudad el “Se admiten apuestas”…

Y no es la primera vez que Mañueco se ve implicado y abrumado por temas judiciales. Se le amontonan los casos (chiringuitos) de amiguismo y clientelismo (sobre todo el mediático y empresarial), las muchas corrupciones que salpican al PP. Y los “sapos” tan indigestos como el de regalar a Javier Maroto el escaño de senador autonómico, y nombrar asesor suyo a su amiguete Ignacio Cosidó (el de los líos de la trama Kitchen y demás). Fernández Mañueco agradece al exdirector general de la Policía “los servicios prestados” en los dos años que ha sido colaborador suyo percibiendo un sueldo de 55.616 euros brutos anuales. No sabemos de qué iba su ´sudoroso´ trabajo… Pero además de esto, tiene una medalla policial ´pensionada´ y se ha ido a currar a una puerta giratoria del PP. Este asesor de Mañueco que presumía de que el “PP controlaba la Sala Segunda desde detrás en el CGPJ”.

Hacer un seguimiento de las muchas promesas, muchísimas, más de 100, que ha hecho Mañueco en esta campaña es casi imposible. Pero, como siempre en él, no las cumplirá ni en una tercera parte ¿Las recuerdan ustedes? Ha prometido el oro y el moro, la ´intemerata´, muy típico de este PP de C y L en los 35 años de (des)gobierno autonómico. Quién cree a Mañueco, este reyezuelo del clientelismo y el político más embustero y cínico de la historia de C y L (“Mentiroso –le llamó su exvicepresidente, Paco Igea– irresponsable, desleal y rastrero”). Su palabra ha quedado muy devaluada en detrimento de los mil enunciados de su programa electoral, máxime cuando los antecedentes del PP avalan aquella afirmación de Tierno Galván según la cual “las promesas electorales están para no cumplirse”.

Casado y Mañueco van de la manita a pactar con la extrema derecha de Vox porque son su tabla de salvación ¿Cuánto más aguantará Casado al frente del partido al que ha llevado a sus peores resultados electorales de la historia? Y a Mañueco se le ha acabado ya el chollo de que es el moderado pepero, que es sensato... En realidad es un mediocre político de baja estopa y fulero, muy ´tocado´ por corruptelas y que siempre ha gustado de conchabar con la ultraderecha y el franquismo.

Hubo un tiempo en el que Castilla y León era la Comunidad líder en Diálogo Social. Pero Mañueco, la ha degradado arrojando al cubo de la basura la herencia que le dejó Juan Vicente Herrera y que hasta los empresarios de la CEOE autonómica le reprochan.

Mañueco tenía en su programa electoral de 2019 las promesas (empezaba así) de “fortalecer”, “impulsar”, “promover”, “desarrollar”, “reforzar” y dar más transparencia al Diálogo Social. Y lo repetiría en su discurso de investidura. Como siempre, quedó en agua de borrajas, en mentiras y promesas incumplidas estos dos últimos años.

Recientemente ha repetido esa falsa promesa, pero ahora relegada al último lugar del programa electoral pepero del 13-F, y con un título más ambiguo y escondido, su “alianza con el diálogo social”.

¡No le da vergüenza! El portavoz del Grupo Socialista en las Cortes de Castilla y León, Luis Tudanca, ya desde julio 2020 pidió a Mañueco que convocara el Consejo del Diálogo Social, como demandaron sindicatos y patronal, para evitar que se puede romper este procedimiento que ha contribuido a la "paz social" en esta comunidad. Y ocurrió que lo que hizo Herrera muy positivamente, lo destruyó Mañueco.

Ahora Mañueco y Casado, o Casado y Mañueco, están atrapados por la ventolera del auge electoral de Vox. Con un esperpéntico joven y novato dirigente autonómico –Juan García Gallardo– que les lanza diatribas, amenazas y órdagos a tutiplén. Parece que a los líderes peperos, en plena resaca electoral, le tiemblan las piernas con ese desafío de Vox de exigir –desde ya– puestecitos en el futuro Gobierno autonómico.

Pero nos tememos que Mañueco, muy taimado en estos lares, y sin pudor, con su triunfo escaso en estas elecciones del 13-F, pactará con Vox y venderá su alma al diablo por conservar el asiento de presidente de la Junta de C y L, el coche oficial y las prebendas de su clientelismo.

Comentarios...