Lunes, 08 de agosto de 2022
Volver Salamanca RTV al Día
Salamanca, elogio de la luz, el regalo perfecto de José Amador Martín
X

Salamanca, elogio de la luz, el regalo perfecto de José Amador Martín

CULTURA
Actualizado 13/12/2021
Charo Alonso

El colaborador de Salamanca Rtv al Día, fotógrafo y poeta firma un libro de textos e imágenes en una edición tan espectacular como su contenido

Como bien dice el poeta Alfredo P. Alencart en su introducción, a Amador Martín todos en Salamanca le vemos pasar, pausado y constante, por esta ciudad nuestra de todas las luces, haciéndola suya con esa mirada prendada de la luz cuyas virtudes relata, ve siente otro de nuestros grandes salmantinos, el oftalmólogo Manuel Marcos Robles. Y no es gratuito que los dos amigos convocados por el artista para abrir su libro sean el doctor que ha dado luz a tantos ojos nuestros, mago de las pupilas de sus innumerables pacientes, incluso allí en África, como el poeta que convoca todas las luces, compañero de versos de Amador con la escritura, ese "Crear en Salamanca" que es tarea constante ya sea en radio, en revista digital, en periódico, el redes, en fotografía, en recitales?

Amador que se pasea por los años de una ciudad que ama y retrata sin pausa y sin prisa, como los buenos amantes que saben alargar la pasión y hacerla sabia. Y fruto de tantos paseos por las estancias de la ciudad de su corazón, las imágenes, estación a estación, jugando con la luz de toda luz, espiritualidad y magia en los ojos claros, mirada atenta, serena, de Amador Martín. Paseo a través de las estaciones, del tiempo que pasa que se ha convertido en libro, y libro sólido y bello, proyecto macerado en la luz de los otoños, el calor de los veranos, cristal frío de invierno y florecido amor de una primavera que conjura todas las dificultades.

¿Cómo no va a ser dificultoso llevar a buen puerto un libro tan complejo? De ahí el apoyo de las instituciones, el maridaje de la Concejalía de Turismo de Salamanca y la Diputación, porque a la hora de promover y festejar esta ciudad nuestra ¿Cómo no contar con las fotografías, los textos enamorados de Amador Martín? Nadie como él ha retratado, en esta ciudad de excelsos fotógrafos, la luz que ilumina esta Salamanca a la que entrega su tiempo y su arte. De ahí que este reconocimiento de las instituciones sea tan necesario ¿Cómo promover Salamanca sin contar con las imágenes de quien mejor la retrata?

Imágenes y poemas, artículos de prosa poética que precisan de la mano maestra de una artista para ser aún más arte, porque si hay algo que sorprende además de su contenido en este hermoso libro, preparado para regalar, ideal para la entrega, es el cuidado infinito de Carmen Borrego para casar, unir, hilvanar, colores y formas, versos y líneas que hacen de este volumen una experiencia estética inigualable. El contraste, la conjunción de las composiciones, la geometría enamorada de la mano que maqueta y edita es casi una coautoría que se une a la magistral impresión de Valle, que ha tenido en la persona de Rogelio Álvarez, el genio dispuesto a convertir la maqueta de Carmen Borrego en realidad que ahora está a nuestra disposición, todo belleza, combinando las luces y las sombras del paso del tiempo por esta vida que es la nuestra.

Ha sabido Amador captar el latido de los días a través de la luz, el transcurrir de las estaciones a través del agua, la atmósfera de una ciudad de la que no se cansa y recorre sin cesar destilando en su mirada la mejor de las imágenes. Aquella que nos regala generosamente, aquella que coloca y recoloca atenta a sus sensibilidades Carmen Borrego, fotógrafa fantástica que tiene la generosidad de tratar las imágenes de Amador como si fueran suyas, mimándolas, convirtiéndolas en teselas de un mosaico bellísimo. Este libro es producto de su empeño, del apoyo necesario de unas administraciones que están en deuda con el trabajo del fotógrafo poeta y de todos los que le siguen desde hace años, atentos a su mirada clara, a su empeño por descubrir la luz de la transcendencia? ciudad de fotógrafos que se rinde a un libro de solsticio de invierno, luz menguada que estalla en la fiesta del regalo, de la reunión, del cariño? y que se hace regalo de todos para pasar las páginas de la belleza. Guardar el latido luminoso del tiempo, admirarse con la ciudad que nos alberga, tener, cerca del corazón, la imagen de la vida. Un libro que es un regalo que Amador nos hace y que hacemos y haremos con la luz del amor y de la belleza.

Comentarios...