Viernes, 28 de enero de 2022
Volver Salamanca RTV al Día
Ubaldo Casanova: Una agenda cultural para festejar Salamanca
X
acto en la librería Víctor Jara

Ubaldo Casanova: Una agenda cultural para festejar Salamanca

CULTURA
Actualizado 26/11/2019
Charo Alonso

El periodista, escritor e historiador presenta una agenda que es un homenaje a la ciudad, las gentes y la historia de Salamanca diseñada por Carmen Borrego y editada por Amarú

El espacio recién estrenado de la nueva librería Víctor Jara tiene este martes, festividad de San Amador (¿Sabrá que es su santo el fotógrafo José Amador Martín que ama y recorre la ciudad con su cámara?) aire de almanaque, puntualidad de agenda bien llevada. El día 25 de noviembre de 1560 falleció Domingo de Soto dominico confesor del emperador Carlos V y físico que, por poco, no enunció la teoría de la gravedad, además de ser el día de Santa Catalina a quien podíamos invocar con esa Catalina, lina luna tan cara a Charo Ruano, alma también desde siempre de la Librería Víctor Jara y de Amarú Ediciones? ¿Y el 27? En 1898 nacía en Salamanca José María Gil Robles, ministro de la Guerra en 1935.

Ubaldo Casanova: Una agenda cultural para festejar Salamanca | Imagen 1Hay que amar lo que uno hace, reconoce el periodista, escritor e historiador Ubaldo Casanova. Y como él ama Salamanca, la retrata a través de su historia, de sus gentes, de sus anécdotas y de las reflexiones que despierta en su curiosidad ávida, erudita y amena, la ciudad inagotable. La ciudad letrada que se vuelve en sus páginas episodio, conmemoración, recuerdo, dato curioso, onomástica y sobre todo, tiempo detenido. Porque la agenda, aquella que toma su nombre del verbo ago latino que significa hacer, ordena el tiempo que pasa y que nos pesa, nos incita a la acción, nos despierta con sus anotaciones ineludibles, con sus tareas inconclusas con su recordatorio inapelable escrito a vuelapluma. La agenda que se vuelve almanaque cuando nos recuerda, con cada anotación del presente, el pasado que nos ilustra con esa erudición rigurosa y amena que caracteriza a los textos de Ubaldo Casanova, quien por encargo de su yerno, compraba todos los años una Moleskine que le parecía tan aburrida que germinó en él la idea "de hacer una agenda en la que, además de anotar, se pudiera aprender algo". Y ese algo gira en torno a su pasión por Salamanca

Una ciudad recorrida en su historia, sus costumbres, sus curiosidades, su paisaje y su paisanaje. Una ciudad convertida en el rosario de fechas que se engarzan para hacer de nuestros trabajos y nuestros días materia memorable. Y nada mejor para ello que una agenda a la medida de nuestras manos, de nuestro bolso, fácil de usar, dispuesta a la anotación y al recuerdo, porque su lomo azul nos lleva a las agendas antiguas recubiertas de tela siempre prestas a meterse en un bolsillo. Objeto práctico y hermoso que tiene la gracia de un diseño lleno de guiños, un diseño de azules atravesados por constelaciones sabias, porque la pintora, fotógrafa de SALAMANCA AL DÍA y diseñadora Carmen Borrego ha querido, enamorada de su tierra, recorrer en su portada la silueta de Salamanca, alto soto de torres unamuniano, volverlo azul como las vidrieras de la Casa Lis, darle las constelaciones universitarias del Cielo de Salamanca y entregarle, como una ofrenda, la flor adornada de hojas de roble y encina convertida en botón charro, flor roja del color de los vítores.

Sabe Carmen Borrego de la importancia de su oficio. Un oficio del que tenemos inmejorables profesionales en una Salamanca de imprentas, impresores, diseñadores gráficos, pintores, dibujantes, escultores y fotógrafos. De ahí que Ubaldo Casanova haya recurrido a una profesional que no solo es maestra en lo suyo, sino una salmantina sensible a su tierra y conocedora de sus símbolos. El color, la iconografía, el cuidado prestado por Carmen Borrego no sólo es fruto de un encargo afortunado, sino de un trabajo de colaboración estrecho y fructífero entre el autor y el diseñador, culminado después con el cuidado editorial de Amarú, la casa de los libros de Mario, el alma de Víctor Jara. Un editor valiente que afirma, con toda razón, que el inmenso trabajo de Ubaldo Casanova en pro de defender lo salmantino, tiene que tener una correspondencia por parte de las autoridades. "Ya quisiéramos que otros salmantinos hicieran el trabajo riguroso y entregado de Ubaldo para conocer la ciudad y su historia. No se trata de ser chovinista ni provinciano, sino de resaltar los valores en los que nos hemos criado", insiste el editor convencido de la necesidad de defender el ingente trabajo divulgador de Ubaldo Casanova. Un periodista de fecunda trayectoria que nos invita a anotar la vida en esta agenda en la que Carmen Borrego propone escribir "solo lo bueno".

Una presentación en casa, la casa de Iván y Julio, gestores de la librería, donde celebramos la conjunción de la que nace esta agenda de Salamanca: la erudita y rigurosa voluntad enciclopédica de Ubaldo, la gracia y el talento gráfico de Carmen, la maestría y la entrega de Mario Martín y el espacio, ganado al pesimismo de los nuevos gestores de Víctor Jara. Un empeño compartido que ahora todos pueden compartir con esta agenda en la que anotar la vida. Recordar lo perdurable, aprender de la pincelada inmune al tiempo, anotada a vuela pluma y disfrutar de la magia de una ciudad inacabable.

Charo Alonso

Comentarios...