Las Arribes al día

El arte del grafiti para humanizar y educar

VITIGUDINO | El IES Ramos del Manzano desarrolla un proyecto de innovación educativa que ha sido premiado por la Junta de Castilla y León con 1.200 euros

[Img #477291]

Lo que comenzó siendo una imaginativa alternativa a los desconchados en los pasillos del IES Ramos del Manzano, se ha convertido poco después en un proyecto de innovación educativa con reconocimiento incluso de la Consejería de Educación. ‘Humanización y Arte de los espacios comunes del IES Ramos del Manzano’ es un programa desarrollado por los profesores de este centro y surgido desde las aulas de plástica de 3º y 4º de la ESO, en manos de Rosa María Santos y Juan José Sebastián.

Cualquiera que haya recorrido los pasillos del IES Ramos del Manzano hace un año y regrese en estos días, seguro que en lugar de al frente mirará a sus paredes. Sobre su gotelé podrán encontrarse obras de pintores universales como Miguel Ángel, Picasso, Vermeer, Munch o Klimt, entre otros. Sus paredes están ahora llenas de vida gracias al grafiti, un arte con el que los alumnos despliegan toda su creatividad a través de la pintura, al mismo tiempo que adquieren valores universales como la paz o la solidaridad.

Esta actividad, enmarcada en las clases de Plástica de 3º y 4º de la ESO, ha llenado de ilusión tanto a alumnos como profesores, que han visto en ella un nuevo camino para la expresión y una forma de captar la atención que en ocasiones no logran en las clases. No en vano se trata de un proyecto de Centro en el que además de Rosa Mª Santos y su coordinador, Juan José Sebastián,  participan también los departamentos de Filosofía, Latín, Inglés, Educación Física, Griego, Orientación, Lengua y Literatura. Cada uno de ellos, entre los que se reparten 80 alumnos, ha visto cómo el grafiti ha roto la monotonía de las clases al abrir un nuevo camino de comunicación lleno de creatividad.

Si realizamos un recorrido por sus pasillos podemos encontrarnos sobre cualquier pared a grupos de tres o cuatro alumnos cortando plantillas de papel, dibujando en colores frases en latín, citas filosóficas en castellano  o representando sobre la pared del aula de música un pentagrama con la 9ª Sinfonía de Beethoven. Sin duda, para la nueva directora del centro, Raquel Rodríguez, esta actividad es motivo de orgullo por haber logrado que alumnos y profesores se hayan involucrado por completo.  

“La idea surgió de Carmen Teresa, la anterior directora”, señala Rosa, cuando para cubrir el mal estado de la pintura “se le ocurrió que podía pintar un grafiti. Y ahí comenzó todo”. El proyecto fue presentado a la convocatoria de este año de la Consejería de Educación y se integra en el plan de actuación del centro de formación del profesorado e innovación educativa (CFEI). Finalmente ha sido seleccionado y dotado con un premio de 1.200 euros que irán destinados a la adquisición de material para el desarrollo de las actividades.

Pero el proyecto no se parará aquí. Como señala Juan José, “queremos pasar al exterior del centro y si es posible al entorno urbano de Vitigudino”. En principio ya han mantenido contactos con el concejal de Cultura, Francisco Javier Zudaire, y han comprobado su receptividad a la propuesta, por lo que no será extraño encontrarnos en unos meses siluetas en dos dimensiones que parezcan cobrar vida sobre algunas de las fachadas peor tratadas de la villa.

De momento, el paso inmediato será la representación de seis premios Nobel de la Paz en los pasillos de la planta alta del instituto, y a partir de ahí continuar sobre las paredes de caravista del exterior, por lo que el proyecto dará paso –con toda seguridad– a los alumnos que hoy cursan 2º de la ESO y así sucesivamente, hasta que el grafiti se haya convertido en una fórmula de fusionar la humanización y el arte.