La pasión por el fútbol es similar al amor romántico.

 

 

 

 “Los circuitos cerebrales que se activan en los hinchas de fútbol son los mismos que en el amor romántico”. (Equipo investigación Universidad de Coimbra).

 

 

         La Universidad de Coimbra (Portugal) analizó el comportamiento de dos mujeres y 54 hombres aficionados al fútbol de entre 21 y 60 años durante tres años. Esta noticia pude leerla el 21. marzo. 2017, firmada por Víctor Gil.  “El científico Castelo-Branco aseguró que “la amígdala cerebral (que regula las emociones) se activa más en los aficionados al fútbol que en los que profesan el amor romántico”.

         “Cuando el hincha celebra un gol, con una buena jugada o festeja una victoria de su equipo, se activan regiones similares del cerebro – el córtex frontal – donde se libera dopamina a modo de recompensa. Hemos podido comprobar que los sistemas neuronales que se activan son muy semejantes al del amor romántico”. (…) “La pasión tiende a prevalecer sobre los contenidos más negativos como, por ejemplo, la derrota contra un rival, ya que las experiencias menos deseadas tienen a ser suprimidas de la memoria emocional”. 

El fin de semana del 15 de agosto comenzará el Campeonato de fútbol español relativo a la temporada 2021/2022. De nuevo, se recrudecerán las pasiones por el fútbol, las inversiones de los clubes en concepto de fichajes se han reducido de manera extrema para que los clubes no acaben en “suspensión de pagos”, incluso a punto de quedarse huérfanos de ayudas y patrocinios comerciales. Y lo que es peor, sin tener claro que los aficionados puedan asistir al Estadio a disfrutar “in situ” del fútbol.

Pero nuestra ración de “dopamina” la necesitamos ya. Que comiencen los partidos, que el mejor juego aflore, que los futbolistas reciban su reconocimiento, que los clubes encuentren su recompensa, que el espectáculo sea evidente y todos se expresen en plenitud.

 8. agosto. 2021.