Domingo, 19 de enero de 2020
Las Arribes al día

El escultor Ángel Pereña expone en Vitigudino nuevas obras escultóricas en barro y porcelana

La muestra del artista cerralbense presenta en esta ocasión varias figuras inéditas, mostrando el camino desde el arte figurativo a la abstracción  

ángel Pereña junto a la concejala de Cultura, Victoria Rodríguez, durante la inauguración de la exposición / CORRAL

Después de la excelente acogida que tuvo su primera exposición en el mes de septiembre, el artista cerralbeño, Ángel Miguel Pereña Sánchez regreso al edificio San Nicolás de Vitigudino con una nueva muestra con parte de su obra aún inédita, varias figuras de barro aún sin cocer y que el artista espera su secado completo para su finalización.

Este es el caso de un llamativo pastor vigilado por el ala de un pájaro, una madre con su bebé en brazos o una pareja de enamorados, piezas que van desde el arte figurativo al expresionismo. También ejemplos del arte figurativo son varias figuras realizadas en porcelana como ovejas, un perro, un pastor y un anciano, obras que han requerido una cocción a 1.250 grados frente a los 1.000 necesarios para el barro, explica el autor.

Otras obras que van del arte figurativo al expresionismo son un nuevo ‘Pensador’, La Piedad y la Virgen María. Como ejemplos del arte abstracto,  llama la atención el ‘Pájaro gaudiniano’ por cuanto recoge la figura de un ave con una de las famosas chimeneas gaudinianas.

A la inauguración de la muestra, además del autor, asistía la concejala de Cultura, Victoria Rodríguez, que invitaba al público a ver esta interesante muestra: “Aprovechando la visita en estos días de Navidad, les recomiendo que se acerquen a ver estas estupendas obras de arte, que además son de un artista de nuestra zona”.

Esta nueva exposición de Ángel Pereña estará en Vitigudino hasta pasadas las fiestas navideñas y podrá visitarse en el edificio San Nicolás (antigua residencia de estudiantes) de lunes a viernes de 10.30 a 14.00 horas y de 17.00 a 19.00 horas.

El artista de Cerralbo

Ángel Pereña se dedicó al modelado profesional en la fábrica Porcelanas Bidasoa en Irún y posteriormente en otra fábrica de Madrid, un oficio en el que ‘le nacieron los dientes’, cuando tras sus estudios de Primaria, de niño acudía a la Escuela de Formación Profesional de Irún para practicar el modelado en barro y otros materiales.

Esta pasión por dar forma al barro le llevó a lograr en 1966 el primer premio del Concurso Nacional de Moldeado y Vaciado de Escayola, certamen celebrado en Valladolid y promovido por la Organización Juvenil Española (OJE) para alumnos de escuelas de FP de España, alcanzando previamente el premio provincial y regional de este concurso.

Después de regresar a Cerralbo, localidad en la que residían sus padres y que requerían de sus cuidados, los conocimientos profesionales de Ángel Pereña evolucionaron hacia el arte y la creatividad personal. De su pequeño rincón en el garaje de su casa y que comparte con su coche, el artista cerralbense ha ido realizándose como escultor hasta crear obras de auténtico mérito como la dedicadas a La Piedad, momento dramático de la Pasión y Muerte de Cristo y que impulsó a artistas de la talla de Miguel Ángel.