Lunes, 16 de septiembre de 2019
Ciudad Rodrigo al día

Los seres fantásticos de PIA remueven conciencias en torno a la sociedad de consumo

Posteriormente tuvo lugar el estreno absoluto del pasacalles musical ‘For the dark times’

O2, de PIA

Como casi todos los días, la tarde-noche del Viernes de Feria incluyó dos espectáculos callejeros, uno en un espacio fijo y otro de carácter itinerante. El primero que tuvo lugar fue el fijo, que se desarrolló en plena vía pública, concretamente, en el cruce de la Avenida Yurramendi con Cardenal Pacheco, justo al lado de la Catedral de Santa María.

Allí se configuró un espacio por el cual se movieron sobre zancos los seres fantásticos de la compañía PIA – Projectos de Intervençao Artística, que por segundo año consecutivo ha estado presente en la Feria de Teatro, de nuevo con personajes especiales. En esta ocasión, estos personajes han querido ser una alegoría de la sociedad de consumo actual, y de los efectos que provoca en las personas.

En este sentido, la obra, titulada O2, pretende remover conciencias sobre cómo la tecnología desvanece las relaciones humanas y el acceso al oxígeno se vuelve un lujo. Hay que apuntar que este montaje tiene su origen en la ciudad portuguesa de Macao, que precisamente registra niveles alarmantes de partículas contaminantes, siendo otro de sus objetivos animar a encontrar prácticas sostenibles como forma de superar las alternaciones ambientales.

Con la noche ya caída, fue turno para la música por las calles mirobrigenses, de la mano del pasacalles For the dark times, de la compañía Residual/Gurus, llegada de la barcelonesa localidad de Cornellà de Llobregat. La compañía se ha cruzado España para poder extender en la Feria sus vibraciones positivas de luz, movimiento y música, mediante tres músicos con instrumentos iluminados y una bailarina.

El pasacalles -que era estreno absoluto en la Feria- se puso en marcha en la Plazuela del Conde, recorrió la calle Madrid, estuvo unos minutos en la Plaza Mayor, y cogió Julián Sánchez para acabar llegando a las inmediaciones de la Plazuela de San Salvador, donde finalizó.

  • O2, de PIA