Sábado, 21 de octubre de 2017
Ciudad Rodrigo al día

Adiós a una Feria de aniversario que salió casi redonda y que tuvo atractivos complementos

CIUDAD RODRIGO | La Feria ha ampiado tanto en la teoría como en la práctica su papel como “referente del Occidente peninsular”

A la 1 y 19 minutos (1+19=20) de la madrugada del sábado al domingo se puso punto y final a la Feria de Teatro 2017, una edición especial al cumplirse 20 ediciones desde que se puso en marcha. En líneas generales, ha sido una gran Feria que además ha tenido atractivos complementos con motivo precisamente de ese aniversario.

Lo único que evita que se pueda hablar de una Feria totalmente redonda es que el último de los espectáculos no se pudo desarrollar en el emplazamiento originalmente previsto, el Patio de Los Sitios, ya que las inclemencias meteorológicas que hubo durante la tarde lo desaconsejaron, refugiándose en el Teatro Nuevo. Gracias a este movimiento no hubo que suspender el último espectáculo, pero le quitó el aire especial, y un poco más gamberro, que tiene el Patio de Los Sitios.

Precisamente, allí han tenido lugar dos de los espectáculos que posiblemente serán más recordados de esta edición, Mariví Mansión y Jardines, que tuvieron como nexo de unión la improvisación de sus actores a partir de cuestiones que les fue planteando el público. El triunfo de esos espectáculos es fácil de medir por el grado de carcajadas de los espectadores, siendo más difícil establecer qué espectáculos han gustado más en otros lugares.

Aunque para gustos son los colores, parece que han causado una muy buena impresión la revisión de los textos de Zorrilla de No es otro estúpido espectáculo romántico o la original propuesta de La Calderona. Como ya se apuntó en los balances oficiales, la respuesta del público ha vuelto a ser masiva, vendiéndose el aforo de todos los espectáculos de sala excepto el de uno.

Si la respuesta en sala ha sido excelente, en la calle ha ocurrido lo mismo, gracias a una climatología prácticamente perfecta, donde el problema ha sido el calor que hubo que soportar en alguno de los espectáculos de última hora de la mañana (especialmente el Mira! Mira! Miró, mirando!, al ser en un emplazamiento fijo), así como debajo de las carpas del Palabreando de la Plazuela del Conde.

Tanto este Palabreando como el Divierteatro han vuelto a funcionar a la perfección, gustando entre los niños que este año haya sido una propuesta multidisciplinar, las artes de calle: circo, magia, títeres, danza y música. Del mismo modo, han tenido un gran seguimiento los espectáculos desarrollados cada día dentro del propio Divierteatro.

En referencia a éste programa, hay que resaltar que la cantera de jóvenes interesados en ser monitores continúa inagotable, debutando este año unos cuantos más, bien como monitores, o bien como equipo de apoyo, uniéndose a esa larga lista de 800 personas que este año se ha podido ver con nombres y apellidos en la exposición que ha habido en la Casa de la Cultura en torno al Divierteatro.

La celebración del aniversario

Esa muestra ha sido una de las actividades especiales organizadas con motivo de la 20ª Feria, que han resultado ser muy atractivas. Por un lado, ha habido dos exposiciones, una fija en la Casa  de la Cultura sobre el Divierteatro, donde todos aquellos que alguna vez fueron monitores pudieron evocar grandes momentos; y por otra, la original colección de colmenas repartidas por distintos espacios escénicos, con un núcleo principal en el foso de la Rúa del Sol, donde ha estado atendida por uno de los jóvenes de la Feria, Ángel, al que le ha tocado soportar unas cuantas horas de calor.

La tercera acción de conmemoración ha sido Teatro por todas partes, que ha permitido que lugares inusuales albergasen espectáculos teatrales. Aunque ‘sólo’ han sido unas 400 personas las que han podido disfrutar en total de estas obras, la experiencia ha sido muy interesante, porque además se ha contado con piezas de calidad. Hay que recordar que para la realización de estas actividades especiales de conmemoración ha sido fundamental que el Ayuntamiento haya incrementado su aportación económica a la Feria.

A la vez que se ha ganado en colaboración ‘en casa’, también se han recibido nuevos espaldarazos desde fuera, al firmarse acuerdos con la Xunta de Galicia y la Junta de Andalucía (al igual que ya se tenía con la Junta de Extremadura desde el inicio de la Feria) para consolidar el evento tanto en la teoría como en la práctica como en “el gran referente del Occidente peninsular”, tal y como destacaron las autoridades en el acto de inauguración de la tarde del martes.

De igual modo, este año toda la producción extranjera de la Feria ha llegado del Occidente peninsular, de Portugal, incluido Godot, otro de los montajes que será recordado por más tiempo.

Precisamente, el principal reto que tiene la Feria es seguir sorprendiendo al público, una vez que todas las instituciones implicadas han repetido hasta la saciedad su intención de seguir apoyando el evento.

La 21ª Feria de Teatro ya tiene fechas: será del martes 21 al sábado 25 de agosto de 2018.