, 19 de mayo de 2024
Volver Salamanca RTV al Día
Qué son los préstamos con garantía hipotecaria
X
Hipotecas

Qué son los préstamos con garantía hipotecaria

Actualizado 01/06/2022 10:28
Adrián Martín

El motivo de informarse de manera más detallada es para conocer los verdaderos riesgos de este tipo de préstamos y conocer que la autorización definitiva conlleva mayores trámites administrativos, así como una serie de comisiones y gastos de gestión que todas las entidades bancarias suelen aplicar en estos casos

La educación financiera es un ámbito tan fundamental de darse a conocer porque, sencillamente, afecta a muchas de nuestras decisiones. El conocer el significado de los préstamos con garantía hipotecaria es un claro ejemplo. Cuando recurrimos a este tipo de préstamo lo que se está realizando es incluir a la vivienda en propiedad como aval de pago de ese crédito que estamos solicitando a la entidad financiera de turno. Si ésta concede ese préstamo y el cliente solicitante no devuelve el importe del mismo (más los correspondientes intereses en los plazos estipulados), el banco o entidad crediticia podría quedarse con el inmueble calificado como aval.

La mezcla de los distintos avatares internacionales, los vaivenes del mercado bursátil y la situación económica de las personas conlleva una cascada de solicitud de créditos con muy distinto interés: desde la creación de una empresa a disponer de liquidez para abonar deudas o comprarse algún bien preciado. Las entidades financieras, al contrario de lo que sucedió hace unos años (casi ya décadas), no facilitan el crédito sin una serie de garantías. En algunas ocasiones, incluso, deniegan ese importe solicitado, lo que hace que el usuario deba presentar una serie de avales que las entidades bancarias consideren como suficiente respaldo a la concesión del crédito. Aquí es donde aparecen con los préstamos con garantía hipotecaria.

Si usted desea acogerse a este modelo de solicitud de créditos debe conocer que el primer requisito es tener, al menos, el 80 por ciento del precio de la vivienda, que se va a ofrecer como aval, pagado. De esta manera, si usted no devuelve ese crédito, el banco puede ejecutar la reclamación del inmueble. Al contrario de lo que sucede con otras solicitudes, si usted está en la lista de morosos podría tener una opción a esta concesión de crédito. Al contrario que otros créditos, éste suele concederse cuando la persona necesita resolver una situación económica complicada. Es lo que sucede en un alto porcentaje de los casos, y no se suele destinar tanto a aquellos que buscan financiación para otros proyectos.

Requisitos y beneficios

La solicitud de este préstamo debe hacerse cumplidos los 18 años y contar con esa vivienda en propiedad y haber pagado ya el 80 por ciento de la misma. Los beneficios de recurrir a esta fórmula de financiación se encuentran en que las cantidades suelen ser más altas; se puede acceder incluso siendo integrante de una lista de morosos (como decíamos anteriormente); no es necesario contar con otra serie de avales (dinero en cuenta, nóminas, etcétera); y se puede seguir haciendo uso del inmueble puesto como aval. Obviamente hay más aspectos a valorar, tanto en lo positivo como en lo negativo, por lo que quizá sea recomendable acceder al portal PrestamosHipotecarios.net.

El motivo de informarse de manera más detallada es para conocer los verdaderos riesgos de este tipo de préstamos y conocer que la autorización definitiva conlleva mayores trámites administrativos, así como una serie de comisiones y gastos de gestión que todas las entidades bancarias suelen aplicar en estos casos. E igualmente, hay que conocer que no siempre una entidad financiera aprueba a una determinada persona este tipo de préstamos.