Martes, 07 de febrero de 2023
Volver Salamanca RTV al Día
De reyes y reinas; Alfonso XII
X

De reyes y reinas; Alfonso XII

OPINIóN
Actualizado 19/03/2018
Alfonso González

Alfonso XII rey de España el Pacificador (1874-1875). A los 17 años se confesó católico, liberal y constitucional, ofreciéndose como rey de España desde la escuela militar inglesa de Sandhurst, donde estaba exiliado. Los generales Martínez Campos y Jovellar se pronunciaron en Sagunto por el joven candidato en diciembre de 1874. Y las Cortes aduladoras, para no ser menos, también proclamaron rey al renacido Borbón, con el mismo alboroto de campanas y tapices con el que meses atrás habían aclamado a la República. Novio de su prima María de las Mercedes desde que tenía quince años, se casó con ella en la basílica de Atocha de Madrid. Una boda a la que negó su consentimiento la reina destronada y desterrada. No quería que su heredero contrajese matrimonio con una hija de su hermana Luisa Fernanda, "ésa" que junto con su marido Antonio María de Orleáns, duque de Montpensier, habían conspirado para expulsarla del trono y sobre el que recaían sospechas de complicidad en el asesinato de Prim. Cinco meses después de la boda María de las Mercedes moría de tifus a los dieciocho años en el Palacio Real. Al año siguiente Alfonso XII aparcó su henchido dolor y se volvió a casar con María Cristina de Habsburgo con la que tuvo dos hijas y un hijo póstumo. Los primeros años estuvo en el poder Cánovas con los conservadores y, posteriormente, lo relevó en la comedia Sagasta. Mas la inoportuna muerte del demacrado rey el 25 de noviembre de 1885 a manos del bacilo de Koch, alteró la función. Las últimas palabras que la rumorología madrileña puso en boca del monarca -"Cristinita guarda el coño y ya sabes: de Cánovas a Sagasta y de Sagasta a Cánovas"- adelantaron el futuro, porque la reina viuda fue "virtuosa[1]" y los dos tahúres respetaron rigurosamente el ritmo y la vez. Las Cortes designaron regente a la embarazadísima viuda hasta la mayoría de edad de la princesa de Asturias, María de las Mercedes, o del niño, si el embarazo se resolvía en varón, como así ocurrió bautizándolo con el nombre de Alfonso como el padre. Cánovas y Sagasta se reunieron con Mª Cristina y después de lamentar la muerte del rey cuando apenas le faltaban tres días para cumplir veintiocho años, acordaron apoyar la regencia, facilitar un relevo sosegado en el gobierno con el sistema del turno y garantizar la estabilidad del régimen. Un espaldarazo llamado Pacto de El Pardo. Los feriantes cumplieron escrupulosamente hasta la mayoría de edad del príncipe de Asturias en 1902, cuando Alfonso XIII, tras festejar su decimosexto cumpleaños, fue proclamado rey.


[1] La llamaron "Doña Virtudes".

La empresa Diario de Salamanca S.L, No nos hacemos responsables de ninguna de las informaciones, opiniones y conceptos que se emitan o publiquen, por los columnistas que en su sección de opinión realizan su intervención, así como de la imagen que los mismos envían.

Serán única y exclusivamente responsable el columnista que haga uso de nuestros servicios y enlaces.

La publicación por SALAMANCARTVALDIA de los artículos de opinión no implica la existencia de relación alguna entre nuestra empresa y columnista, como tampoco la aceptación y aprobación por nuestra parte de los contenidos, siendo su el interviniente el único responsable de los mismos.

En este sentido, si tiene conocimiento efectivo de la ilicitud de las opiniones o imágenes utilizadas por alguno de ellos, agradeceremos que nos lo comunique inmediatamente para que procedamos a deshabilitar el enlace de acceso a la misma.

Comentarios...