Ciudad Rodrigo al día

Las pistas municipales de pádel han acogido 750 partidos desde que entraron en funcionamiento

Durante este 2021 se iniciarán los trabajos para su techado, comenzando de atrás hacia adelante

El alcalde Marcos Iglesias, y los ediles de Deportes y Obras, Víctor Gómez y Ramón Sastre, visitaron a última hora de la tarde del martes las pistas municipales de pádel ubicadas en el Valle de San Martín, con la compañía de Ángel Barroso, presidente del Club de Pádel de Ciudad Rodrigo que se creó el pasado mes de septiembre a raíz precisamente de la entrada en funcionamiento de estas pistas. La visita tuvo como objetivo realizar una valoración de estos primeros meses de funcionamiento, asegurando Marcos Iglesias que “la satisfacción municipal es máxima; la adquisición fue acertada, porque el volumen de personas es muy considerable”.

En números, hasta la fecha se han hecho 750 reservas de uso de las pistas, lo que equivale a 750 partidos, que a razón de 4 participantes en cada uno dan un resultado de 3.000 jugadores en total (evidentemente, muchos de ellos son ‘repetidos’). Teniendo en cuenta cuándo entraron en funcionamiento, la cifra total de reservas supone que se han hecho 6-7 reservas de las pistas por día, aunque en estos meses ha habido momentos que no se han podido usar por cuestiones sanitarias, mientras que en la actualidad la cifra de reservas es de unas 12-13 diarias.

En lo que respecta al rendimiento económico, se llevan recaudados desde su entrada en funcionamiento en octubre hasta el 10 de marzo un total de 6.482€ (en los 10 primeros días de marzo, 971€). La cifra resulta de multiplicar el número de partidos por los 8€ que hay que pagar por cada hora y media de juego (jóvenes y jubilados sólo deben pagar 4€), sumando 1,5€ en el caso los jugados en horario nocturno, ya que se disputan con luz artificial. Ángel Barroso indicó en la tarde del martes que el precio es menos de la mitad del que pagaban cuando las pistas eran privadas, y es uno de los más económicos de la provincia.

Al principio, el técnico de deportes era el encargado de abrir y cerrar las pistas a los jugadores, asumiendo posteriormente ese rol el Club de Pádel, mientras que en la actualidad son los propios jugadores los que lo hacen. Según se explicó en la tarde del martes, la Diputación ofreció al Ayuntamiento una aplicación con distintos servicios (se presentará al completo más adelante), entre ellos la posibilidad de reservar directamente las instalaciones deportivas. Cuando se hace en el caso de las pistas de pádel, los jugadores reciben en su correo un código QR que una vez que se llega al recinto hay que poner en el lector situado a la entrada para que se abra la puerta.


Según explicó Ángel Barroso, el Club de Pádel nació con 40-50 socios, que de momento ya han crecido a 76, esperando que la cifra siga aumentando. Aunque no hay una cifra concreta, se estima que en Ciudad Rodrigo puede haber 110-120 jugadores habituales, destacando que muchos jóvenes están descubriendo este deporte (“hay un hábito a la hora de venir a las pistas”, en palabras de Víctor Gómez). Precisamente, uno de sus objetivos es crear una escuela de este deporte, algo que el propio Club considera difícil sacar adelante en solitario, esperando poder contar para ello con la colaboración del Ayuntamiento.

Marcos Iglesias resaltó en la tarde del martes que “si algo tenemos claro es que hay que dar pluralidad de servicios, para que la gente esté cómoda con la ciudad”, añadiendo que el pádel “es uno de los deportes más demandados en Ciudad Rodrigo”, mientras que Víctor Gómez considera que la adquisición de estas pistas es “un acierto”. Por su parte, Ángel Barroso agradeció al Ayuntamiento la celeridad que tuvieron para comprar las pistas, desmontarlas y volverlas a montar, algo que hizo el propio Consistorio, lo que supuso “un ahorro”, según remarcó Ramón Sastre.

Durante la visita, se resaltó que “ahora nos disponemos a techarlas para optimizarlas”, en una operación que podría desarrollarse en varias fases. De momento, el Presupuesto del Ayuntamiento para 2021 recoge 75.000€, con los cuales se techará ‘hasta donde llegue’, empezando por la parte de atrás. Asimismo, se recordó que en materia de instalaciones deportivas también se va a decir adiós este año al muro que rodea el césped del Francisco Mateos, indicando Víctor Gómez que “es necesaria la intervención”.