Biblioteca para padres, profesores, promotores de lectura y cualquier ser curioso

Pasearse por una biblioteca, un librería o cualquier espacio lector, es una de las cosas con las cuales disfrutamos mucho los amantes de los libros. Y, pararse en la sección o “rincón de padres”, es realmente interesante y útil, pues está formada por una selección de documentos relacionados con múltiples temas como educación, maternidad, fomento lector, cuidado de los hijos, ocio, etc. que es de gran ayuda no solo a los padres, también a docentes... y promotores de lectura (como a este par de curiosas) no solo come aprendizaje en el terreno profesional, sino también personal.

ilustración de Mágoz

Hoy compartimos una pequeña selección que pueden resultar de interés. Esperamos que disfrutéis con ellas y, sobre todo, que sean útiles y prácticas.  Os invitamos a compartir aquellas que os han gustado y hacer crecer esta biblioteca informativa de adultos con vuestras aportaciones.

 

 

Educar en el asombro. Catherine L´Ecuyer. Plataforma editorial, 2013

“Cuando muy niños, no necesitamos cuentos de hadas, sino simplemente cuentos. La vida es de por sí bastante interesante. A un niño de siete años puede emocionarle que Perico, al abrir la puerta, se encuentre con un dragón; pero a un niño de tres años le emociona ya bastante que Perico abra la puerta.”  (G.K.Chesterton)

Con está cita la autora comienza un libro que humaniza la infancia y pone en valor la capacidad de asombro: qué es, por qué nos asombramos pequeños y mayores, la importancia de esta cualidad en el desarrollo y educación de los niños. Un libro que lleva al lector a reflexionar, a plantearse muchas muchas cosas… para que se que quede ocn lo que considere oportuno. También queremos compartir la reseña curiosa del segundo libros de la autora:  Educar en la realidad.

 

 

v

Una casa de palabras. En torno a los cuentos maravillosos. Gustavo Martín Garzo. Editorial Océano,2013

Libro que se compone de una selección de artículos que fue publicando en prensa durante los últimos años e invitan al lector a reflexionar sobre la importancia de recuperar -por parte de los adultos- esos momentos de contar historias, cuentos maravillosos a los niños (a todos en general, independientemente de la edad) por múltiples razones como por ejemplo para prolongar ese encuentro donde se comparte tiempo en familia, caricias, tradición oral...; ofrecer a los niños algo más como fantasías con las que crear un mundo lleno de magia y donde los más pequeños tiene la certeza de salir sin problema de situaciones complejas, etc.

“La literatura es el lugar donde se plantean las preguntas: por qué nacemos, qué es el amor, la traición, por qué existe la enfermedad y el dolor, por qué tenemos que morir. (...) Todas las historias que existen fueron concebidas para responder a tres preguntas esenciales: la pregunta por el propio ser, la pregunta por el ser del otro y la pregunta por el ser del mundo.”

Un libro que es una delicia para disfrutar con los cinco sentidos. Los cuentos maravillosos perduran en el tiempo porque como dice Garzo “son casas de palabras, refugios frente a las angustias y el dolor. Crean un lugar para vivir, al tiempo que permiten habitar el mundo”.

 

 

Comerse el tarro. Isabel Minhos Martins y Maria Manuel Pedrosa / il. Madalena Matoso. Fulgencio Pimentel, 2018

Libro informativo donde a través de una lectura amena podemos descubrir el crecimiento, la evolución del cerebro desde su mismo nacimiento y ver todo lo que nuestra mente es capaz de reconstruir con la ayuda de los sentidos, explicándonos cómo aprendemos, decidimos y actuamos, y también cómo nos conectamos con otras personas, con otros cerebros.

Aquí os dejamos la reseña realizada en nuestra web curiosa donde además podréis encontrar otras recomendaciones de interés tanto para todas las edades.

 

Cuéntamelo todo:101 preguntas realizadas por niños y niñas sobre un tema apasionante

Katharina von der Gathen / il. Anke Kuhl. Takatuka, 2016

Si bien es un libro para niños, me ha encantado encontrarlo en la sección de padres. Obra creada a partir de un experimento realizado por la pedagoga sexual alemana Katharina von der Gathen que fue a un colegio para hablar con alumnos de tercero y cuarto de primaria sobre sexualidad, cuerpo, pubertad y amor. Los niños, de forma anónima, escribieron sus preguntas que después depositaron en un buzón. El libro recoge las más destacadas (101) y la autora les da respuesta de manera franca, con mucho cuidado e inmenso respeto por lo que quieren saber.

Su formato bloc y las ilustraciones de Anke Kuhl tipo cómic, con humor y sensibilidad que acompañan cada pregunta, dan lugar a una obra informativa realmente útil e interesante. La autora y los editores recomiendan que se deje a la mano de los niños que tienen ocho, nueve o diez años. Habría que añadir también, dejar a la mano de muchos adultos , será de gran ayuda y tranquilidad.

Compartimos la entrada del blog “Ser padre primerizo” sobre esta obra a raíz de una pregunta que le hizo su hija de 11 años: “Papá: ¿Porqué no pueden tener sexo los niños pequeños?”.

 

Soraya Herráez.