Advertisement Advertisement
Lunes, 1 de marzo de 2021
Las Arribes al día

Los autónomos contarán con nuevas ayudas del Gobierno a partir del 1 de febrero

Se establecen cuatro opciones para distintos supuestos en la actividad de los trabajadores por cuenta propia, todas ellas con exenciones de las cuotas de la Seguridad Social y ayudas entre el 50% y el 70% de la base de cotización

El decreto será aprobado el martes y entrará en vigor el 1 de febrero

Gobierno y asociaciones de trabajadores autónomos alcanzaron el pasado viernes un acuerdo por el que se prorroga hasta el 31 de mayo las ayudas a los trabajadores por cuenta propia al objeto de paliar los efectos económicos derivados de la pandemia de coronavirus. El nuevo plan será aprobado el próximo martes y presentará condiciones más flexibles para los autónomos, con hasta cuatro variables para poder acceder a las ayudas, aunque las prestaciones se reducen un 25% respecto al último plan de ayudas.

Uno de los cambios importantes es que, para acceder a la nueva convocatoria a partir del 1 de febrero,  no será requisito imprescindible haber sido beneficiario en la convocatoria de marzo a junio de 2020, además de suspenderse la subida de la cuota de la Seguridad Social como estaba prevista. También, se reduce del 75% al 50% los ingresos por la actividad para acceder a la ayuda compatible con el trabajo, y se mantiene la exención de las cuotas a la Seguridad Social.

Cuatro posibilidades para los autónomos

El nuevo decreto que entrará en vigor a partir del 1 de febrero establecerá cuatro casos en los que los autónomos podrán acceder a las ayudas. Los autónomos que se vean afectados por una suspensión temporal de la actividad al 100%, la cuantía de la ayuda será del 50% de la base mínima de cotización, además de quedar exento del pago de la cuota de la Seguridad Social.

Los trabajadores que hayan sufrido restricciones horarios y de aforo en sus negocios, para acceder a la ayuda del 50% de la base de cotización deberán acreditar que en el primer semestre de 2021 sus ingresos han sido inferiores al 50% de los obtenidos en el primer trimestre de 2020, quedando igualmente exentos del pago de la cuota de la Seguridad Social.

Por su parte, para acceder a las ayudas de cese de actividad compatible con el trabajo, los solicitantes deberán acreditar que en el primer semestre de 2021 obtuvieron una reducción de ingresos del 50% respecto a los obtenidos en el segundo semestre de 2019. La ayuda será también del 50% de la base de cotización y, como en los casos anteriores, estarían exentos del pago de las cuotas a la Seguridad Social.  

El último de los supuestos está orientado a los trabajadores de temporada, que recibirán el 70% de la base de cotización y estarán exentos del pago de la cuota a la Seguridad Social.