Miércoles, 28 de octubre de 2020
Las Arribes al día

La DO Arribes cosechará esta campaña más de un millón de kilos de uva

Las bodegas salmantinas comenzarán la vendimia a partir de mediados de mes, una cosecha de excelente calidad por la escasez de lluvias, pero de menor rendimiento en mosto

Las bodegas salmantinas iniciarán la vendimia pasada la primera quincena de septiembre

Carlos Capilla

La Denominación de Origen Arribes cosechará esta campaña más de un millón de kilos de uva, según señalaba a LAS ARRIBES AL DÍA su director técnico Carlos Capilla, una vendimia que ya ha comenzado en la localidad zamorana de Fermoselle con la recolección de unos 10.000 kilos de malvasía blanca en su mayoría, además de una pequeña parte de juan garcía y de tempranillo.

Para Capilla, la DO Arribes se encuentra, en este momento, “con una de las mejores añadas que yo recuerdo”, unas afirmaciones sobre las que el director técnico de la DO mantenía ciertas reservas ante la posibilidad de que la llegada de lluvias torrenciales en los próximos días pudieran estropear la cosecha.

“Estamos muy bien en calidad y también cantidad, tiene pinta de ser una muy buena añada si nada se tuerce”, con una uva con escaso mosto por la falta de lluvia en el verano, lo que redundará en la calidad del vino, y sin que ello haya influido demasiado en la cantidad, pues como señalaba Capilla, “estaremos en la media, en Arribes las producciones son muy estables, y si el año pasado metimos 1.045.000 kilos, este 2020 creo que superaremos esa cifra, pero prefiero tirar para abajo para no equivocarme, así que estimo que estaremos en el millón de kilos de uva”.

 

José Luis Flores, Viña Tomana (Villarino)

 

Ernesto Egido, Arribes del Duero (Aldeadávila)

 

Julio Gallo, Ribera de Pelazas

(Pereña de la Ribera)

Bodegas salmantinas

Por su parte, las bodegas salmantinas de mayor producción esperan al menos hasta mediados de septiembre para comenzar la vendimia. La Bodega Viña Romana, en Villarino de los Aires, podría comenzar el próximo miércoles 16 de septiembre, aunque José Luis Flores señalaba a este diario que aún no había definido la fecha de forma definitiva.  

En cuanto a la cosecha en Villarino de los Aires, “está bastante bien, muy sana la uva, pero poco mosto por la escasez de lluvias, se le sacará poco rendimiento, por lo que va ser un vino de mucha calidad, saldrá un buen vino”. La previsión de vendimia está en unos 30.000 kilos de uva.

Ernesto Egido, nuevo presidente de la Cooperativa Arribes del Duero, de Aldeadávila de la Ribera, avanzaba que a la espera de lo que deparen las catas en viñedos previstas para mañana viernes, “queremos empezar a recoger la blanca el fin de semana del 19 de septiembre”, una vendimia que será progresiva de acuerdo al estado de madurez de la uva, porque este año la bodega Arribes pretende que sus vinos den un nuevo salto de calidad.

Como avanzaba Ernesto Egido, “vamos a seleccionar la uva más que otros años porque queremos hacer microvinificaciones para sacar un gran vino, no mucha cantidad, pero pretendemos que nuestros vinos estén entre los mejores e intentar así promocionar nuestra bodega”.

Sobre el estado de la uva, el presidente de la Soc. Coop. Arribes del Duero señalaba que “hay algunas variedades afectadas de mildéu, principalmente el tempranillo, mientras que las variedades autóctonas como la juan garcía y el bruñal apenas si ha  tenido incidencia, “están muy sanas”, por lo que se estima que la cosecha ronde los 200.000 kilos de uva.  

Por último, Julio Gallo, enólogo de las dos bodegas de Pereña de la Ribera, ponía el 18 de septiembre como fecha para el inicio de la vendimia”, nunca antes”, aunque sí se podría retrasar como consecuencia de una meteorología adversa. Según Gallo, “la uva parece madura por fuera pero le falta maduración fenólica, taninos y acidez por alcanzar unos niveles óptimos. Es un año para sacar un buen vino. Siempre en la vendimia estamos de mediados de septiembre para arriba. Se puede ir haciendo la blanca pero la tinta no está aún a pesar de estar deshidratada. Va ser una vendimia menor, el problema más grande es la sequía y que venga la uva con poco mosto. No meteremos más de 200.000 kilos”.