Sábado, 6 de junio de 2020
Las Arribes al día

‘El Cabás’, algo más que teatro

Trece años después de su nacimiento en 1993, se constituye en Asociación cultural, entidad sin ánimo de lucro que persigue objetivos más allá de lo teatral para trabajar con otras plataformas culturales y sociales

‘El Cabás’ hizo entrega de un cheque de 500 euros a la Asociación de Esclerosis Lateral Amiotrófica de CyL

Corría el año 1993 cuando la junta directiva de la AMPA del Colegio de educación primaria ‘Manuel Moreno Blanco’, de Vitigudino, tuvo la feliz idea de crear el grupo de teatro ‘El Cabás’. Sería otra actividad más que se añadiría a las múltiples y diversas que ya realizaban tanto para el alumnado como para los padres y madres del Centro, en coordinación con su profesorado.

‘El Cabás’ sería un cauce más para implicar a toda la comunidad educativa en la participación, formación y enriquecimiento cultural de cara a la educación de sus hijos, así como para crear conciencia comunitaria en la comarca. El alumnado, sus madres y padres, profesorado y representantes del Ayuntamiento así lo asumieron. Parte de sus integrantes, en un primer momento, actuaron en alguna de las obras representadas.

El tiempo y las personas pasan, entre estas, algunas impulsoras de ‘El Cabás’, lo hicieron por diferentes razones como la de que sus hijas e hijos pasaran al Instituto. Pero el Grupo permaneció impertérrito, eso sí, fuera del marco, del lugar y contexto en el que se creó. Siguió y sigue abierto a las personas que compartan los objetivos marcados desde su inicio y crean que el trabajo y el compromiso comunitario son la clave del éxito. Por ‘El Cabás’ han ido pasando muchas personas a las que desde SALAMANCA AL DÍA el Grupo quiere agradecer su participación. En estos momentos cuenta con un elenco de once integrantes, cuatro de ellos fundadores del grupo.

El nombre de El ‘Cabás’ –maleta pequeña que servía para llevar libros y demás utensilios en la escuela del ayer, y que muchas de las personas fundadoras lo habían usado en su época escolar–, surge después de un largo debate sobre la educación del ayer y de la existente en el momento. El Cabás era y es una metáfora de lo que se quería: llenarlo de ilusión, buen humor, amistad, participación y solidaridad.

‘El Cabás’ siempre está abierto para que quienes quieran participar y disfrutar del teatro como protagonistas o como espectadores ayuden a llenarlo. La finalidad fundamental era la de fomentar cultura más allá de las paredes del Colegio, potenciar las buenas relaciones y la participación activa de la población local y comarcal.

Pero no queda sólo en trabajar el teatro solidario sino que ‘El Cabás’ amplia horizontes constituyendo, en 2006, la Asociación Cultural ‘El Cabás’, entidad sin ánimo de lucro que pretende objetivos más allá de lo meramente teatral, rompiendo muros para trabajar conjuntamente con otras plataformas culturales y sociales.

Entre esos objetivos está el trabajo en defensa de una escuela y sanidad pública de calidad en el medio rural. Para ello, desde El Cabás se promueven charlas-debate y exposiciones, a destacar entre estas últimas la maravillosa ‘Del cabás a la mochila’ y la de ‘Por un mundo justo y solidario’ que se celebraron con motivo de la ‘Semana por la paz y la justicia social’, por citar algunas.

El Cabás trabaja en la defensa de un medio rural vivo, culto y saludable, limpio de residuos radiactivos, por ello dicen “No al cementerio nuclear en Aldeadávila de la Ribera” y se muestran en contra de otros atentados medioambientales que amenazaban y siguen haciéndolo al medio rural. En resumen, El Cabás guarda en su interior actividades teatrales, compromiso, reivindicaciones, solidaridad y cultura.

El teatro

En cuanto al teatro, el grupo se marcó unos objetivos muy claros: Las obras teatrales debían tener como ingredientes el humor a través del cual se hiciera reflexionar, a quienes fueran a verlas, e intentar que se removieran sus conciencias para que participaran activamente en la lucha por la consecución de un mundo más sostenible, más libre, más igualitario, más solidario, más justo y feliz. Otra premisa era que sus obras llegaran a cualquier pueblo que lo demandara, por muy pequeño que fuera. Y, además, que como teatro solidario, los donativos que recibiera de cultura de los ayuntamientos se donarían a ONGs para proyectos humanitarios: Cruz Roja, Médicos sin Frontera, Pueblo Saharaui, Terremoto de Haití, Asociación ELA…

Y hasta aquí, todos los objetivos conseguidos, pero que además se mantienen y alientan a quienes siguen en El Cabás.

Las diversas obras llevadas a cabo, desde la primera La oficina, de Alfonso Paso, en 1995, hasta la última de Darío Fo Aquí no paga nadie, han sido llevadas a distintos pueblos de la provincia, a residencias de personas mayores y asociaciones, con gran éxito tanto en participación de público como de crítica.

Próxima representación

En la actualidad El Cabás trabaja en una obra de producción propia que lleva por título Pero… ¿qué nos está pasando?, una crítica despiadada, en clave de humor, “a la sociedad capitalista, injusta e insolidaria en la que vivimos y que está arrojando a la marginación a millones de personas”, señalan.

Ahora, el maldito coronavirus los ha confinado en sus casas, cumpliendo así las directrices sanitarias. Han paralizado sus ensayos y pospuesto el inminente estreno, aunque todos están deseando que “la maléfica epidemia pase cuanto antes”, por eso no se cohíben en lanzar un mensaje a la ciudadanía: “Quédate en casa porque si no tú puedes ser causa del: Pero… ¿qué nos está pasando? “.

  • ‘Tratamiento de choque’ (2006)
  • ‘Aquí no paga nadie’ (2008), éxito de El Cabás
  • ‘Aquí no paga nadie’ (2011)