Domingo, 5 de julio de 2020
Las Arribes al día

El jefe del Jan-Toki de Lezama

Pruebas de primavera para perros de muestra del Setter Club en Osuna

Tener que conocer a un personaje de la vida pública vizcaína, chef de cocina para más señas, en Paradas (Sevilla) tiene  cuanto menos  su parte rocambolesca, pero es, también, parte de la grandeza que tiene la Semana Internacional de Andalucía  de perros de muestra. Allí acudimos personas y personajes de diversas partes de España y diversos países de Europa, cada uno a cumplir su cometido  pero todos  con el deseo de ver correr sobre los trigos andaluces a los perros y verles “poner” perdices  dentro del orden que exige la alta competición de los Fiels Trials.

Este año el Setter Club de España invitó a juzgar sus pruebas de primavera, entre otros  jueces, a José Luis Anakabe, típico chicarrón vasco, de Ondárroa, que se hizo acompañar de un íntimo amigo,  ávido por  ver perros y perdices y tratando de ver en acción a un setter concreto del más alto nivel  por  estilo de raza y resultados en su ya dilatada carrera como trialer que quiere cruzar con una de sus perras para  tratar de mejorar lo que ya tiene en su perrera.

Cuando  Anakabe me presentó al amigo que le acompañaba me dijo:”Este es el que enseña a comer a los “cachorros” del Athletic en  Lezama” y es que  Javier Arteaga es el propietario del restaurante Jan- Toki en Lezama  al cual  el club bilbaíno envía a comer a los jóvenes canteranos para que Javier les ponga cachas con sus guisos, sus carnes y sus pescados; quizás por esto es que los leones de San Mamés andan poco tirados por el césped cuando juegan, más bien ocurre lo   contrario.

Javier lleva muchos años, también,  acompañando al Athletic  cuando sale fuera de España a jugar, lleva sus viandas y ejerce de cocinero para el Club con lo cual para lo bueno y para lo malo es el responsable de buena medida  del estado físico de los leones.

Ahora, además, el Jan-Toki añade un plus a su alta cocina y es que Javier  ha descubierto el aceite de Osuna, para mí la mejor del mundo, y me consta que ha  subido para Lezama un cargamento de oro líquido del fruto del olivar de la Villa Ducal. Por tanto, las kokotxas, el bacalao y la merluza se van a “ligar” para los cachorros  de Lezama con esta maravilla culinaria y no sería  extraño  que en consecuencia  los futuros leones vayan a rugir fuerte y a dar los zarpazos que dieron cuando escribieron las páginas más gloriosas de la historia del Athletic Club de Bilbao.

Por otra parte este año la Copa del Rey de fútbol ha dado, también, mucho juego en la cita canina andaluza; este formato de Copa que tanto ha gustado a todo el mundo no ha sido menos gustoso para muchos de nosotros. La noche de la primera semifinal allí cenábamos juntos con vizcaínos  y guipuzcoanos; si ganaba el Athletic invitaban Javier y Anakabe pero si perdía invitaba Josetxu Vacas, donostiarra  de Hernani que  quiere que la Copa sea este año para los Txuri Urdín; el día de la segunda semifinal lo mismo pero al contrario, a la victoria de La Real invitaba Josetxu y si ganaba el Mirandés lo hacían Javier y Anakabe  que además aseguraron que ya están pintando la Gabarra para echarla a la ría esta primavera. Pocas veces otros habremos estado en posición tan cómoda, solo hemos tenido que brindar y brindar y volver a brindar deseando que la gran final  se dilucide entre los dos equipos vascos sabedores que en Sevilla  la hostelería   también se frota las manos ante esta posibilidad.

Ha sido este año la turné andaluza muy complicada en lo canino  por que los trigos han estado muy altos y eso dificulta  o imposibilita  los concursos  y muchos días el escaso viento y su constante cambio de dirección nos ha amargado a todos pero esto son gajes del oficio.

Me quedo con esos otros momentos de amistad y alegría donde la charla gira siempre en torno a  la calidad que vemos a los  perros en las pruebas  de cada día y deseando fervientemente que ese cruce que Javier Arteaga quiere hacer con ese setter tan magnífico le de todas las alegrías que  éste maestro de la alta cocina  vasca  se merece y  la Copa del Rey, como no puede ser de otra forma, que la gane el mejor que así todos quedarán contentos. Nos seguiremos viendo allí donde corra un perro de muestra y Andalucía 2021 será el lugar ideal aunque ahora nos quede muy lejos.

Texto y fotos: Antonio Vicente
Juez canino internacional