Jueves, 12 de diciembre de 2019
Las Arribes al día

Los alcaldes del PSOE de la comarca de Vitigudino se oponen a la reforma sanitaria de la Junta

Los ediles socialistas acuerdan mantener una oposición frontal a la reorganización del servicio de atención primaria en el medio rural tras calificarla de “insultante y vergonzosa” para los habitantes de zonas rurales

Grupo de alcaldes y concejales socialistas reunidos en Vitigudino

Alcaldes y concejales del PSOE de la comarca de Vitigudino, reunidos en el Centro Cultural de esta localidad, y convocados por el Grupo Socialista en la Diputación de Salamanca con su portavoz al frente, Fernando Rubio, muestran su firme y frontal oposición a la reforma de la sanidad rural que pretende implantar el gobierno de la Junta de Castilla y León, y que han calificado como “vergonzante e  insultante” para los habitantes de los pequeños municipios.

Los ediles socialistas de la zona han mostrado su indignación y han acordado, ante las intenciones de la Junta de poner en marcha un nuevo servicio de atención primaria en el medio rural basado en la división entre consultorios rurales agrupados (CRA), y consultorios locales (CL), responder con un rotundo no, y de manera tajante mostrar su negativa a aceptar esta propuesta que, “digan lo que digan los responsables políticos de la Sanidad en la Junta, lo llamen como lo llamen, va a suponer dejar sin asistencia médica a muchos pequeños pueblos de la comarca, de la provincia y de toda la Comunidad, dificultando que muchos de los habitantes de zonas rurales, especialmente de avanzada edad, y que son además de las más castigadas por la despoblación, puedan acceder a ser atendidos por un médico próximo y de forma personal y presencial”.

Los ediles del PSOE en la comarca de Vitigudino, manifiestan que la propuesta de la Junta supone, entre otras cuestiones que, “los consultorios locales aparezcan como consultorios dependientes de los CRA, y deja claro que no habrá un horario específico de atención médica, es decir, que no habrá médico en los pequeños municipios”.

Para los alcaldes del PSOE, “con esta propuesta desde el gobierno regional del PP se pretende que la atención médica sea a demanda o mediante teleasistencia, lo que significará convertir los consultorios locales en cabinas de teleasistencia por internet, locutorios telefónicos, o cualquier cosa parecida, todo menos un consultorio médico puesto que un consultorio sin facultativo no es un consultorio”.

“Es evidente, que los habitantes de las zonas rurales no pueden asumir la inseguridad que supondrá para los pequeños municipios, y sus vecinos, especialmente los mayores, la ausencia de una referencia tan importante en sus vidas como lo es el médico de atención primaria rural”, señalan.

La reforma además, a juicio de los alcaldes y concejales socialistas, “contiene infinidad de carencias, y una de las mayores es, precisamente, la conectividad digital. Resulta paradójico y contradictorio que pretendan introducir la atención médica por teleasistencia en zonas donde precisamente tienen serias dificultades para acceder a las nuevas tecnologías, a la cobertura móvil, o a internet; dificultades, mala o escasa conexión, por no decir incluso, imposibilidad”, recuerdan.

“El gobierno regional del PP, presidido por el  señor Alfonso Fernández Mañueco y avalado por Ciudadanos y con el señor Igea como Vicepresidente –señalan los socialistas–, lo único que van a conseguir con este tipo de medidas, como la reforma de la atención primaria en el medio rural, es apuntalar la gestión y la política que parece querer llevar a cabo y que no es otra que la del desprecio y el abandono definitivo del medio rural sin la menor intención de luchar por combatir la despoblación, algo que ya se está haciendo mediante la mejora real de los servicios sanitarios rurales en otros territorios de la llamada ‘España vaciada’”.

Todos los presentes en el encuentro de alcaldes y concejales socialistas de la comarca de Vitigudino han coincido en exigir a la Junta de Castilla y León un trato similar al que reciben los habitantes de los territorios urbanos. Todos ellos no tienen ninguna duda que “la culminación de este proyecto, despojar de médicos algunos consultorios rurales, va a suponer, además de la puntilla para muchos pueblos, abrir la puerta al desierto demográfico sin retorno en Salamanca.

En definitiva, un nuevo ataque contra el mundo rural y sus moradores, que el PSOE no va a consentir de ninguna de las maneras. Y todos sus cargos públicos, allí donde sea necesario, estarán enfrente, trabajando con todos los medios a su alcance para impedirlo y tratar de evitarlo”, concluyen.