Lunes, 17 de junio de 2019
Ciudad Rodrigo al día

Las vacas dan guerra a los caballistas en la ampliada tarde taurina de Águeda

Al habitual encierro y capea por las calles se sumó este año la suelta de un Toro del Cajón

En pleno encierro | Fotos: Adrián Martín

Ciudad Rodrigo tiene este fin de semana su epicentro festivo en Águeda, con sus celebraciones patronales en honor a San Isidro Labrador, que están llevando hasta el agregado a cientos de personas desde última hora de la noche del viernes, cuando se abrió el programa con carretones e hinchables.

El primer gran momento de las fiestas llegó durante esa misma noche del viernes con la verbena amenizada por la Orquesta SMS, que congregó a numeroso público en la plaza principal de Águeda pese a que la velada estaba algo fría. Como siempre, el gran momento de las fiestas tuvo lugar en la tarde sabatina, con el bloque taurino, que este año fue más largo de lo habitual al estrenarse el Toro del Cajón.

La primera cita de la tarde fue el clásico encierro a caballo, en el que los caballistas ‘sufrieron’ para conseguir meter en las calles de Águeda a las vacas, donadas por la Peña Los Martes, la Familia Fuentes Pascual, Felipe y Carlos, Tasio y Guillermo, y Cayetano y José Antonio. Los caballistas requirieron de la ayuda de varios corredores a pie, que con sus chaquetas contribuyeron a meter desde el prado a tres de ellas. Una vez dentro del agregado, el espectáculo continuó con esas tres vacas y con otras dos de reserva que se soltaron desde un camión.

 

El remate del bloque taurino se dio con la gran novedad del programa festivo de este año: la suelta de un Toro del Cajón, gracias a Rehalas Águeda, y Carnicería Loli y José Mari. Este astado, al poco de pisar la calle, dio un revolcón a un mozo, sin consecuencias graves. La alta concentración de público provocó -como ya es casi tradición en Águeda- numerosos problemas de tráfico, interviniendo para regularlo la Policía Local y la Guardia Civil.

A la hora de publicarse esta información, Águeda está en plena velada festiva, con la animación del trío musical Gym-Tonic, al que seguirá una discomóvil para prolongar la fiesta hasta altas horas de la madrugada. Este domingo, los actos comenzarán con una misa solemne  y la habitual procesión en honor a San Isidro Labrador. A su conclusión, el Ayuntamiento servirá un convite.

En la sobremesa, los niños serán protagonistas con carretones, castillos hinchables y juegos tradicionales, rematándose las fiestas a las 18.00 horas de la tarde dominical con una exposición y una exhibición de aves de cetrería (Águilas Harris, búhos y halcones).

  • Salida a las calles del Toro del Cajón | Fotos: Pablo Holgado
Ver más imágenes: