Miércoles, 17 de julio de 2019
Ciudad Rodrigo al día

Un apicultor de Ciudad Rodrigo culpa al ‘tren herbicida’ de ADIF de la muerte de sus colmenas

Feliciano Moreno explica que sus abejas se encuentran en la zona de Terralba, a unos 300 metros de la vía del tren, “distancia más que suficiente que marca la Ley” 
Abejas muertas de colmenas situadas en la zona de Terralba, en Ciudad Rodrigo. Fotos: Adrián M.Pastor
Un apicultor aficionado de Ciudad Rodrigo, Feliciano Moreno, con número de registro, denuncia que la fumigación que ha venido realizando ADIF, con el ‘tren herbicida’, ha provocado la muerte de cinco de las 20 colmenas con las que contaba.
 
Explica que sus colmenas se encuentran en la zona de Terralba, a unos 300 metros de la vía del tren, “distancia más que suficiente que marca la Ley”, quejándose del uso que, por parte de ADIF, se hace de herbicidas para quemar la hierba. “Malos para el medio ambiente y para las abejas”.
El apicultor mirobrigense no ve otra explicación a este suceso, pues las abejas empezaron a morir el día después de que el tren pasara por la zona fumigando la vegetación florecida en esta época del año.
“La preservación del medio ambiente es primordial para ADIF”
Anualmente, ADIF desarrolla dos campañas -en primavera y otoño- de control de la vegetación en la plataforma de las vías de la red ferroviaria que gestiona, con unos 11.000 km.
Estos trabajos se realizan con un tren dedicado únicamente a estas tareas que se conoce con el nombre de ‘tren herbicida’. 
En Salamanca ya se han desarrollado estos trabajos en las líneas Medina del Campo-Salamanca-Fuentes de Oñoro y Ávila-Salamanca. Fuentes de ADIF explican que objetivo de estos trabajos es la eliminación de vegetación en los puntos en los que pueda incidir negativamente en la explotación ferroviaria.

En este sentido, la vegetación puede afectar no sólo a la superestructura (balasto, circuitos de vía, etc.), sino también a la infraestructura (taludes, sistemas de drenaje, etc.) y a instalaciones ferroviarias (pasos a nivel, centros de telecomunicaciones, fibra óptica, …), incrementando el riesgo para la seguridad en la circulación, afirman.

Además, el control de la vegetación “resulta fundamental” por el riesgo de incendio generado al actuar la masa vegetal de las inmediaciones de la vía como potencial combustible de fácil y rápida ignición. Por este motivo, ADIF realiza actuaciones de limpieza de vía y márgenes con objeto de conformar una barrera frente a la posible propagación de incendios, aseguran fuentes de ADIF.

Desde ADIF afirman que, “de acuerdo con nuestros protocolos habituales de actuación, estamos a disposición del apicultor para que, una vez nos traslade formalmente los hechos que se han publicado, estudiar lo sucedido para determinar si existe relación entre dichos hechos y las tareas de control de la vegetación que se han llevado a cabo. En este sentido, la preservación del medio ambiente es primordial para ADIF y, en su caso, se tomarán las medidas oportunas”.

 

Reportaje gráfico: Adrián M.Pastor