Viernes, 20 de julio de 2018
Las Arribes al día

Inés Luna Terrero tendrá su homenaje

VITIGUDINO | El 2 de julio, coincidiendo con el día de su nacimiento, hace 133 años, la Fundación que lleva su nombre celebrará su asamblea anual en Vitigudino y a continuación se sucederán varios actos en su memoria

Desde hace unos meses Ayuntamiento de Vitigudino y Subdelegación del Gobierno trabajan conjuntamente en la organización de un homenaje a Inés Luna Terrero, una mujer más cercana por su filosofía y forma de entender la vida a las generaciones actuales que con las que le tocó convivir en la primera mitad del siglo XX. Aunque para evadirse de sus tormentos estaba El Cuartón, su finca de Traguntía en la que pasaba largas temporadas. En este lugar de esparcimiento en su azarosa vida, levantó un palacete y aún hoy le espera su pequeña iglesia de estilo maronita, orden que agradeció su invitación portando hasta esta morada cedros del Líbano

Inés Luna dejó tras de sí una huella imborrable, aún viva de la mano de la Fundación que lleva su nombre y que está regentada por la Subdelegación del Gobierno, el Obispado de Salamanca, las dos universidades salmantinas, el Ayuntamiento de Vitigudino y un exabogado del Estado.

Sin duda uno de los legados más importantes dejados por Inés Luna y su Fundación es el programa de becas para estudiantes de Vitigudino y pueblos cercanos, unas ayudas que gestiona la Fundación Inés Luna como el resto de su patrimonio, pues cabe recordar que la benefactora, conocida en la zona como la ‘Bebé’, falleció sin herederos.

Como recordaba a este diario el alcalde de Vitigudino, Germán Vicente, “Inés Luna Terrero se convirtió en la mecenas de muchos estudiantes de Vitigudino y otros nacidos en pueblos de la zona facilitándole que pudieran cursar estudios universitarios, por lo cual debemos estar todos muy agradecidos, y de ahí este homenaje”.

Los actos previstos en su memoria se desarrollarán el 2 de julio coincidiendo con el día de su nacimiento hace 133 años,  una fecha en la que los patronos de la Fundación se trasladarán hasta Vitigudino para celebrar aquí su asamblea anual. Una vez finalizada la reunión, comenzarán los actos en recuerdo a Inés Luna Terrero.

Una calle con su nombre

Entre ellos destaca el descubrimiento de la placa a una calle que llevará el nombre de Inés Luna Terrero. Será la conocida hasta ahora como Cuatro Calles, y que parte de la calle San Roque, frente a la calle Trinquete, hasta la bifurcación con las calles Tomás López, Pilar Santiago y Moral. De este modo, Inés Luna será la primera mujer que ponga nombre a una calle de Vitigudino, “un hecho anecdótico pero que no deja de ser un tanto singular”, matizaba el alcalde.

Otro de los actos será la colocación de una corona de flores en su tumba, ubicada en la capilla del colegio El Pilar. Para este acto, días atrás se producía la recuperación de los restos de Inés Luna y que habían sido emparedados en la zona donde se encuentra el sarcófago de granito donde posteriormente fueron depositados en la misma caja en la que fueron transportados desde el cementerio de Barcelona, ciudad donde falleció en 1953 tras sufrir un cáncer de mama.

Asimismo, otra de las actividades previstas  con motivo del homenaje a Inés Luna será la representación de una obra de teatro de calle a cargo de la compañía vitigudinense Unión Teatro.

Labor social de la Fundación

Inés Luna nació en Bagnères de Luchon (Francia) el 2 de julio de 1885, era hija única fruto del matrimonio formado por el abogado e industrial Carlos Luna, impulsor de la llegada de la electricidad a Salamanca, y de Inés Terrero, procedente de una ilustre familia de pasado aristocrático.

A los 68 años falleció en Barcelona aquejada de un cáncer de mama. Sin herederos directos y sin haber dejado testamento, el Estado pasó a ser administrador de sus bienes creando la Fundación que lleva su nombre y que está presidida en la actualidad por el subdelegado del Gobierno, Antonio Andrés Laso.

Desde su constitución, la Fundación Inés Luna Terrero ha repartido más de 3,4 millones de euros en ayudas culturales y benéfico-sociales. Los últimos datos hechos públicos sobre la concesión de ayudas corresponden a 2015. Durante ese ejercicio la Fundación Inés Luna repartió 100.000 euros en ayudas culturales y otros 100.000 euros en ayudas benéfico-sociales. Respecto a las primeras, se entregaron 11 becas para alumnos de Educación Secundaria (4.000 euros); 14 becas para estudiantes de la Universidad Pontificia (28.000 euros); y 39 becas para alumnos de la Universidad de Salamanca (47.000 euros). Además, junto a estas 64 becas, se han repartido otros 20.000 euros para ayudas culturales a las dos universidades salmantinas.