Lunes, 18 de junio de 2018

Los orígenes de Salamanca

La repoblación medieval se debe a Raimundo de Borgoña, yerno del rey Alfonso VI
En una aldea asentada en el cerro de San Vicente sobre el río Tormes, tuvo sus orígenes la ciudad de Salamanca. 
 
Todo empezó hace unos 2.700 años, durante la Primera Edad de Hierro, siendo testigo la ciudad, desde entonces, del paso de vacceos, vettones, romanos, visigodos y musulmanes. Los orígenes más modestos de la ciudad, están basados en un grupo de agricultores que establecidos en una decena de casas, y protegidas todas ellas por una pequeña muralla controlaban el vado del río Tormes.
 
La repoblación medieval se debe a Raimundo de Borgoña, yerno del rey Alfonso VI, que sentó las bases de una ciudad que tras ocho siglos acumulando arte, sabiduría, y su carácter universitario, ha conseguido convertirse en una de las capitales con mayor tradición cultural de todo el continente europeo.
 
Fotografías 
 
Vista de la Catedral y la muralla.
(J. Laurent, hacia 1867)
 
Cuesta de San Juan del Alcázar. 
(Venancio Gombau)
 
Puerta del Río a mediados de los años 30 del siglo XX.
(Sin autor conocido)
 
Gitanillas pasando el puente, al fondo el barrio de Santiago.
(Otto Wunderlich)
 
Fuente textos: Ayuntamiento de Salamanca (Historia de Salamanca)
 
Esperanza Vicente Macías