Lunes, 26 de junio de 2017

Más de 20 mujeres protagonizan el II Encuentro de Mujeres Poetas ‘Villa de Piedrahíta’

El tesón, la sensibilidad y el buen hacer de Ester Bueno hacen que año tras año este evento crezca en participación y calidad

Foto de grupo de todas las poetas y la cantautora

Este fin de semana se ha realizado el II Encuentro de Mujeres Poetas “Villa de Piedrahíta” (Ávila), una iniciativa de la Asociación para el Arte y la Cultura Alma Máter y la Editorial Cuadernos del Laberinto que ha logrado reunir a más de una veintena de mujeres poetas desde distintos puntos del país.

Ester Bueno, poeta y organizadora del evento, tras el éxito del primer año ha apostado por este encuentro con la intención de seguir realizándolo en sucesivos años. El tesón, la sensibilidad y el buen hacer de esta poeta sin duda lo harán posible.

El encuentro comenzó de manera informal con una reunión en la plaza de Piedrahíta para después desplazarse hasta el estudio del escultor José Antonio Elvira, donde pudieron disfrutar del paraje, de las interesantes y bellas esculturas de este artista que se desvivió durante el encuentro con las puertas abiertas como abrazo infinito.

De regreso a Piedrahíta y ya en el Auditorio Municipal, se desarrolló el recital, actividad principal del encuentro, donde los numerosos asistentes pudieron disfrutar durante casi dos horas de los poemas de María Ángeles Pérez López, María José Cortés, Ana María Cuervo de los Santos, María Jesús Fuentes, Isaura Díaz Figueiredo, Sara Medina, Annie Altamirano, Natividad Gómez Bautista, Noemí Valiente, Pilar Fernández Sanguino, Ana Agustín, Carmen Prada Alonso, Aída Acosta, Tulia Guisado, Ana Galán, Guiomar Pulido, Sonia Aldama, Pilar Álvarez Areces, Miriam Almohalla, Montse Villar, Ana Apausa, Marta Domínguez, Marian de Vicente, Ester Bueno. Y de la actuación musical de la cantautora abulense Laura Castro.

Desde la página https://mujerespoetaspiedrahita.wordpress.com/, se puede acceder a la obra y reseña de cada poeta.

Después hubo una cena informal por cortesía del Ayuntamiento en la que se pudieron intercambiar impresiones y tras la cena, un paseo nocturno de la mano del escultor José Antonio Elvira, que recurrió a la historia y anécdotas para enriquecer la velada.

Curioso y sorprendente fue conocer el lugar que se presupone aparece en la obra de Goya, el Mito de Tántalo, donde se ve representado el esquinazo del parque del Palacio de los Duques de Alba, un descomunal muro que fue construido en el S. XVIII.

Según reminiscencias históricas desde ese enorme muro ocurrieron algunos suicidios de mujeres supuestamente para evitar los matrimonios de conveniencia de la época, y esa es la escena que Goya recogió en su obra. El paseo continuó por los alrededores del Palacio que en la actualidad es el colegio de Piedrahíta.

Al día siguiente algunas de las poetas que aún permanecieron en ese bello enclave del Valle del Corneja, realizaron una visita guiada al Museo de Arte Sacro situado en la Iglesia del S. XIII, donde se albergan numerosas obras que han logrado recuperar del olvido.

Y así, se puso punto final a este encuentro, en la plaza, entre abrazos y despedidas. Un encuentro que sin duda ha dejado huella en los corazones de todas estas mujeres poetas.

Aida Acosta

Ver más imágenes: