Sábado, 16 de diciembre de 2017
Ciudad Rodrigo al día

Conciliamos despide su etapa veraniega con una fiesta

CIUDAD RODRIGO | Las familias siguen interesadas en que también se prolongue al mes de agosto

Este viernes es el último día laborable del mes de julio y eso significa que ha sido la última jornada de actividades del programa de la Consejería de Familia de la Junta de Castilla y León Conciliamos en Verano, que se desarrolla en los días laborables de las vacaciones escolares con el objetivo de facilitar la conciliación de la vida laboral y familiar.

En Ciudad Rodrigo, como es habitual, el programa se ha desarrollado en las dependencias del Colegio San Francisco, donde han acudido durante cinco semanas y media un total de 34 niños (el número de niños ha variado de una semana a otra), que han estado supervisados por cuatro monitores (el número ha sido mayor al del promedio habitual al contar con niños con necesidades educativas especiales).

Durante estas semanas, cada día del programa ha habido una actividad especial, destacando las visitas realizadas por la chef Leticia Martín del Restaurante Estoril, la Asociación Cultural Rodericus (junto al Club ArcoMiróbriga), el Club Capitán Nemo y el Club de Atletismo Rincón Oeste.

Asimismo, se han celebrado días de la seguridad vial, de la bici, de las mascotas, de los abuelos, de la amistad o del libro, sin olvidar las clásicas fiestas del agua, que se han desarrollado habitualmente como cierre de las semanas.

Como otras actividades especiales, el programa Conciliamos en Verano ha incluido también talleres de reciclaje, de inglés o de trenzas, un concurso al estilo Tú sí que vales, y los siempre animados encierros de San Fermín, para los que se contó con la colaboración de la empresa Arte Charro.

La jornada final de Conciliamos en Verano tuvo como es habitual una fiesta con convite incluido, cuyos productos fueron aportados por las familias de los niños apuntados al programa. Como novedad respecto a ediciones anteriores, este año el convite contó también con pasteles gracias a Pastelería Etreros.

Aunque el equipo de monitores ha sido el habitual en Ciudad Rodrigo, el programa ha corrido a cargo este año de una entidad diferente, Aossa (Servicios Deportivos) de Sevilla. Desde el equipo de monitores muestran su agradecimiento a todas las familias participantes, esperando que el programa pueda volver a ponerse en marcha en el período navideño.

Por cierto, que un año más, familias de los niños que han acudido al programa han expresado su deseo de que Conciliamos se pudiera extender más tiempo, ya que todavía queda la mitad de las vacaciones escolares, y por lo tanto, ahora deben buscar otra ocupación para sus chavales mientras ellos están trabajando.