Jueves, 14 de diciembre de 2017

El pintor japonés que canta en español por afecto a España

El maestro se reunió con miembros de la Asociación cultural salmantina que lleva su nombre, presidida por Miguel Elías
Kousei Takenaka y miembros de la asociación salmantina (foto de Akiko Sawada) a
El viernes 10 de junio será, qué duda cabe, una fecha imborrable para algunos corazones afincados en Salamanca. Hacia el final de la cena coordinada por el pintor Miguel Elías y celebrada en el Colegio Fonseca de la Universidad de Salamanca, oímos cantar en español al prestigioso pintor japonés Kousei Takenaka, maestro en la técnica del Sumi-E.

Pero lo resaltable es que Takenaka sensei no sabe hablar en español: es tanto su afecto por España que, mientras pasa largas horas de rehabilitación en el hospital de Kanazawa, ha ido aprendiendo de memoria varias canciones, aún sin saber qué dicen esas palabras que nosotros entendíamos perfectamente, trasmitidas por la voz pausada del otrora policía y maestro de Artes Marciales y hoy “considerado como un referente mundial de esta especialidad de arte japonés, quien actúa como embajador cultural de su país en numerosos fotos artísticos de diversos países, siento también asesor de arte oriental de varios museos europeos”, según Blas Sierra de la Calle, director del Museo Oriental de Valladolid.

Cantar en castellano por añoranza (no natsukashisa), especialmente de Salamanca, ciudad a la que viene desde el año 2000, cuando fue invitado por el Centro Cultural Hispano Japonés de la Universidad de Salamanca.

Ahora, algo enfermo, cantaba el pintor para demostrarnos lo mucho que agradecía nuestro profundo aprecio a su obra. Y por ello los abrazos entrañables, a modo de despedida, algo inusual en la reservada formalidad japonesa.

Abrazos y canciones del pintor Kousei Takenaka, el maestro que ahora mismo, ya en Kanazawa, debe estar entonando otra canción que siempre será de Amor.

Alfredo Pérez Alencart

(o Alfredo de las Hotarus)

Reportaje fotográfico de Jacqueline Alencar y Akiko Sawada. Recortes de la prensa japonesa sobre visitas anteriores a Salamanca. Pinturas y dedicatorias de Takenaka.