Lunes, 18 de diciembre de 2017
Las Arribes al día

La estricta normativa para el traslado de animales resta protagonismo a la feria ganadera

BAÑOBÁREZ | El diputado provincial de Ganadería estima que la normativa debería adaptarse a este tipo de certámenes por lo que contribuyen para los pueblos

De seguir la misma norrmativa para el tarslado de animales, muchas ferias tienen los días contados / CORRAL

La estricta normativa que conlleva el traslado de animales está poniendo en serio peligro la celebración de las ferias ganaderas. La obligatoriedad –principalmente– de que los animales trasladados a una feria deben haber sido sometidos a los controles sanitarios en el periodo del último mes, obliga a que muchos ganaderos que desearían llevar sus animales desistan de tal intención si no cumplen esa condición.

Esto se ha notado en todas las ferias ganaderas organizadas este año. En la comarca de Vitigudino cabe citar las dificultades del Ayuntamiento de Vitigudino para realizar una Feria de la Pascuilla interesante, aunque mucho peor los tuvo Barruecopardo en su feria de San Felipe. También Lumbrales se resintió, especialmente por la ausencia de ganaderos locales, que desistieron de estar en su feria.

Y ahora le llegó el turno a Bañobárez, que como decían algunos ganaderos, “con el ganado que hay aquí y que tengamos esto”, aludiendo también de forma expresa a los requisitos que impone la normativa para el traslado de animales. Una veintena de cabezas de vacuno y ocho corrales con medio centenar de cabezas de ovino, así quedaba este tradicional certamen del 7 de junio.

Para el diputado provincial de ganadería, Román Hernández,  este tipo de eventos dinamiza la economía de los municipios, la ganadería y el turismo, y reconocía que “es complicado organizar ferias de este tipo y más con una normativa cada vez más estricta”. Para el diputado delegado de Ganadería, “se debería tener en cuenta estas ferias y la normativa de alguna manera adaptarla a ellas”.

Como señalaba Román Hernández, “la Diputación apuesta por las ferias, por los pueblos, por los territorios, por el empleo, que al fin y al cabo es lo que genera todo esto. A parte de eso, si las diputaciones son existieran en estos territorios de Catilla y León tan difuminados, que necesitan de una administración cercana, de un cara a cara cuando tienes que resolver los problemas, yo creo que las diputaciones son fundamentales, importantes y trascendentes en Salamanca y Castilla y León”.

Por su parte, el alcalde de Bañobárez, José María Regalado, añadía al respecto que “el único organismo que está cerca de los pueblos es la Diputación. Una feria como esta, aunque pequeña, cuesta mucho moverla, y los ganaderos están ahí, también la Diputación con su ayuda económica e incluso los trofeos para los ganadores del concurso ganadero”.

A pesar de la baja afluencia de ganado, el regidor agradecía el esfuerzo de los ganaderos que a pesar de las dificultades han contribuido con su ganado a mantener el certamen, a la vez que se mostraba satisfecho por el resultado de las actividades celebradas el pasado fin de semana y que han sido promovidas por la Asociación de Cazadores y que han contado con la colaboración municipal. A este respecto, Regalado destacó la charla sobre caza y la exposición de trofeos de caza y munición.

Satisfecho con el resultado de las actividades realizadas el fin de semana pasado promovidas por la Asociación de Cazadores de la localidad.  

Ver más imágenes: