Jueves, 14 de diciembre de 2017
Guijuelo al día

El boom de las bodas en la villa

GUIJUELO | La cuenta de matrimonios asciende por el momento a nueve en 2016, casi el doble que en los anteriores cuatro años

Purificación Garabaya y Roberto López, casados en el Consistorio este 2016. Foto: Ayto. de Guijuelo.

Tras varios años en los que las bodas celebradas en Guijuelo se habían reducido a la mínima expresión, la villa experimenta un notable aumento de enlaces matrimoniales durante el presente 2016. Por el momento, en Guijuelo se han casado, o tienen previsto hacerlo, un total de 9 parejas, un número que triplica a los cinco años anteriores.

En la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción, señalan que solo en 2016 se casarán prácticamente el doble de parejas que las que lo hicieron en los últimos cinco años. Según el sacerdote Amable García, desde 2011 y hasta el pasado 2015, se han celebrado un total de tres bodas en el templo guijuelense. Sin embargo, el calendario está repleto para el inminente verano, estando previstas cinco ceremonias entre los meses de julio y agosto. La pareja tipo que decide casarse por la iglesia, es de gente entre 25 y 35 años, la mayoría de Guijuelo, pero también algunas procedentes pueblos de la comarca. García indica que cierta recuperación de la crisis económica está animando a la gente a casarse. Los pasos a seguir para contraer matrimonio en la iglesia guijuelense es similar a los de cualquier parroquia. Hay que asistir a los cursillos prematrimoniales. Tienen duración de una semana, cuyas clases se imparten de martes a sábado. También se exigen otros requisitos como aportar testigos, abrir expediente matrimonial y el compromiso de que los cónyuges acuden por decisión propia. Finalmente se solicita fecha para la ceremonia, siendo el sábado el día preferido por los interesados. En cuanto al coste, no hay ningún tipo de tasa impuesta por la parroquia, únicamente se acepta un donativo si es la voluntad de los contrayentes.

En el terreno de las bodas civiles, se está viviendo un aumento similar al que se puede observar en la parroquia. Según fuentes municipales, la ausencia de enlaces ha sido la norma desde 2012 a 2014, en los que no se celebró ninguna boda en el Consistorio. Sin embargo, la tendencia cambió el pasado 2015, en el que se celebraron cuatro enlaces, incluyendo el primer enlace entre personas del mismo sexo. En el presente 2016 ya se han celebrado dos bodas, estando previstas otras dos para los próximos meses. El procedimiento para contraer matrimonio en el Consistorio comienza en Béjar, los interesados han de acudir al Juzgado de la ciudad textil, donde se les informará de los requisitos legales y se formalizará el expediente de matrimonio. Una vez que el secretario judicial emita el informe, se envía la documentación al Ayuntamiento y se organiza el acto, de carácter gratuito para los contrayentes. El encargado de oficiar los enlaces es el alcalde de la villa, Julián Ramos, pero puede delegar en cualquiera de los concejales, si le es imposible asistir a la ceremonia.

En definitiva, unos datos que demuestran el creciente interés de los vecinos de Guijuelo y comarca por volver a casarse tras unos años de escasez matrimonial en la zona.