Martes, 12 de diciembre de 2017
Guijuelo al día

El albergue del peregrino acoge el paso de los jubilados vascos camino de El Rocío

FUENTERROBLE | El carro tirado por dos mulas recorrió el último tramo en la provincia salmantina antes de partir hacia Baños de Montemayor

Los cuatro viajeros hicieron noche el martes en el albergue de Fuenterroble.

El viaje de los cuatro jubilados vascos que están de camino a la Romería de El Rocío en Huelva tuvo parada y fonda en el albergue del peregrino en Fuenterroble de Salvatierra. Los cuatro viajeros, Andrés Gamilla, José Ramón Larisgoitia, Adolfo Guerrero y Pedro Zayas acaban de terminar su periplo salmantino, pasando por Cantalpino, y siguieron ayer viaje hasta Baños de Montemayor.

Se trata de un viaje de casi mil kilómetros que les está llevando en carro, tirado por dos mulas, desde la localidad de Llodio, en Álava, hasta Almonte en Huelva. Allí, asistirán a la Romería de El Rocío, evento que desde siempre han querido visitar. Los aventureros son miembros de antigua Cofradía de San Roque y viajan en representación de la misma.  

Con cada jornada de viaje, del que llevan ya más de dos semanas, cubren entre 25 y 35 kilómetros, dependiendo del tiempo, el estado de los caminos y carreteras y el cansancio que se va acumulando. Utilizan Cañadas Reales, tramos de la Vía de la Plata y todo tipo de caminos y carreteras que les permita llegar con tranquilidad, pero sin descanso a su destino. Aproximadamente están en la mitad del recorrido, y esperan llegar dentro de al menos dos semanas a su destino.