Lunes, 11 de diciembre de 2017
Las Arribes al día

Caja Rural afronta su Asamblea General mirando al centenario

VITIGUDINO | Ernesto Moronta destaca la función social de la entidad por encima de los resultados económicos

A la mesa se incorporaron Arturo Sánchez, como presidente, y Lali Vicente como secretaria / CORRAL

Un centenar de socios de Caja Rural de la comarca de Vitigudino asistieron este martes a la junta preparatoria como cita previa a la celebración del próximo 22 de abril de su asamblea general anual, una cita que tendrá puesta su mirada en la celebración el próximo año de sus 100 años desde su constitución.

En este tiempo, y en especial en estos años de crisis y de ‘pelotazos’, Caja Rural de Salamanca ha sabido ganarse la confianza de los salmantinos, y sobre todo de sus socios, gracias al trabajo de sus 200 empleados, para los que su principal cometido, como señalaba el presidente de la entidad Ernesto Moronta a este diario, “es atender cuanto más y mejor a los clientes”.

A este respecto, Moronta señalaba 2015 como un año en el que “no solo Caja Rural sino para cajas rurales en general, políticamente y socialmente han sido muy reconocidas, y me atrevería a decir que ahora mismo son las entidades de moda”, una afirmación nada gratuita si se tiene en cuenta que “son las únicas entidades que no han necesitado ayudas públicas”.

En cuanto al resultado económico del 2015, el presidente de la cooperativa de crédito lo calificaba “muy de acuerdo, incluso en estos años de crisis, con el tamaño de la entidad”, aunque en su opinión “el resultado no es lo más importante”. Para Ernesto Moronta “lo más importante es cumplir la misión que tiene que hacer la cooperativa, que es atender cuanto más y mejor a los clientes, esa es la misión de la cooperativa”, aunque reconocía que una buena salud económica permite que “podamos dar mejores servicios a nuestros socios y clientes”.

Y respecto a esos resultados económicos, Moronta calificaba 2015 de  “un año bueno”,  por lo que deseaba “repetir para el año que viene” pese a que “las cosas están complicadas”, recordando a “cómo está  el precio del dinero” y que “los márgenes se estrechan”. Aun así, se mostró convencido de que “si seguimos haciendo las cosas como las estamos haciendo, con una plantilla potente y preparada y dispuesta a trabajar, el año 2016 vamos a poder superar este resultado pese a las dificultades”. De cara a ese 2017, el presidente de la entidad señaló que “vamos a dar el do de pecho porque el año que viene cumpliremos 100 años, o sea que no podemos fallar, estamos ilusionados y además convencidos de que vamos a poderlo hacer.

Con la vista puesta en el centenario, Ernesto Moronta adelantó para SALAMANCArtv AL DÍA la celebración en el próximo mes de junio en Salamanca de una convención en la que estarán representadas todas las cooperativas de crédito de España, “lo que hacemos en Madrid cada mes”, añadía. Así pues, señalaba que “estarán todos los presidentes y directores generales de todas las cajas rurales de España que estamos en el grupo, y vamos a celebrar aquí unas jornadas importantes empezando a conmemorar ese aniversario”.

Junta Preparatoria

A la Junta Preparatoria celebrada este martes en el salón de actos del Centro Cultural de Vitigudino estaban llamados más de 1.800 socios de la entidad residentes en esta comarca. La mesa contaba con la presencia del presidente de Caja Rural de Salamanca, Ernesto Moronta, que estuvo acompañado por la directora general, Isabel Martín Arija; del vicepresidente, Javier Boyero Serrano; y del consejero José Luis Rodríguez Valle. A ellos se uniría Arturo Sánchez, que haría las veces de presidente de la asamblea; y Lali Vicente, como secretaria.

Entre los puntos del orden del día, se dio lectura al informe de Presidencia, para pasar a la exposición y aprobación de las cuentas anuales, que se resumen en un activo de 849 millones de euros, un 2,65% más que en 2014, aunque con una caída del 0,3% en créditos a la clientela, por lo que para Isabel Martín este será uno de los datos a mejorar este año, superar los 466 millones por este concepto. En el pasivo, destacan los 741 millones de depósito de la clientela y el aumento del patrimonio neto un 3,69%, más de 84 millones de euros y que son el resultado de ir año a año fortaleciendo la entidad para  afrontar el futuro con la máxima seguridad.

Aprobadas las cuentas, los socios aprobaron también las propuestas del consejo rector respecto a la distribución del excedente del ejercicio 2015; la aplicación del Fondo de Educación y Promoción; la fijación de tipo de interés aplicable a las aportaciones a capital social para el ejercicio 2016; y la designación de auditores de cuentas. Asimismo, se aprobó la renovación de miembros del Consejo Rector, en este caso del vicepresidente, secretario y vocales 2º, 4º, 6º y 8º.