Jueves, 20 de junio de 2019
Alba de Tormes al día

Manuel Diego: "Santa Teresa sabía mal cantar pero sabía apreciar la música”

ALBA DE TORMES| El carmelita albense imparte una conferencia sobre Santa Teresa como inspiración musical

[Img #61661]

El carmelita albense Manuel Diego ha ofrecido un análisis sobre la música inspirada en Santa Teresa dentro del IV Festival de Música Antigua. Al acto han acudido la alcaldesa, Concepción Miguelez, parte del equipo de gobierno, miembros del grupo del V Centenario del Nacimiento de Santa Teresa y diverso público albense.

La conferencia está relacionada con la exposición de textos y partituras musicales en honor a Santa Teresa, situada en el coro de la iglesia de las Madres Isabeles. Según Manuel Diego, "esta exposición musical teresiana podría ser la primera en el mundo".

La conferencia tiene como objetivo analizar la presencia de Santa Teresa en la música

Según el Padre Manuel Diego, “Santa Teresa sabía mal cantar pero sabía apreciar la música”. Por este motivo, la conferencia tiene como objetivo “analizar la presencia de Santa Teresa en la música como inspiración y no como propia música”.

En primer lugar ha centrado su análisis en las misas litúrgicas, muy reguladas hasta el Concilio Vaticano II. Desde 1614 la composición teresiana aparece en la celebración pero solo en la oración colecta. No es hasta 1622 cuando, gracias a la canonización de Santa Teresa, se permiten incluir textos propios en celebraciones litúrgicas y aparece la llamada música litúrgica teresiana con poco éxito.

A finales del siglo XIX y principios del XX, con la restauración del canto gregoriano tiene su auge la música teresiana. El carmelita José Domingo de Santa Teresa se encarga de armonizar y trasladar al pentagrama la música tradicional, concretamente en 1945 compone una nueva versión del famoso himno “Regis Superni nuntia”, de 1789 compuesto por el Papa Urbano VIII.

Actualmente, afirma Manuel Diego que hay contaminación litúrgica por la libertad y la no regulación de himnos y cantos en la celebración.

El maniquí de la celda de Santa Teresa es un regalo del Padre Enrique de Ossó

La música teresiana ha adoptado un carácter popular. “No todos saben lo que cantan cuando Santa Teresa sale de clausura pero lo importante es la relación en nuestra vida”, asegura el Padre Manuel Diego.

Santa Teresa ha servido de inspiración para música popular como son los oratorios del siglo XVIII en Italia, una ópera internacional del siglo XX e incluso el ballet de 1982, “Castillo interior”. En la segunda mitad del siglo XIX renace el teresianismo en Europa debido a las peregrinaciones. En 1876 fueron especialmente importantes los viajes a Alba de Tormes gracias a Enrique de Ossó, quien curiosamente, regaló el maniquí de la celda de Santa Teresa.

Para estas peregrinaciones se crean himnos específicos, gozos cantados y plegarias y además se recurre a la propia poesía teresiana como letra para la música. En 1882 Santa Teresa y sus textos se convierten en el tema de muchos cantos. Himnos especiales como “Teresa bendita” del Padre Manuel del Santísimo se estrenan en exclusiva en Alba de Tormes.

[Img #61659]

“La música teresiana es un movimiento vivo e imparable”

Manuel Diego ha querido agradecer a la Banda Municipal de Música de Alba de Tormes su dedicación con respecto a Santa Teresa y a sus obras, destacando la producción propia albense. Además muchos coros teresianos han estrenado en un entorno como Alba de Tormes sus himnos en honor a la santa.

“La música teresiana es un movimiento vivo e imparable que continuará en el futuro, es importante que la palabra de Santa Teresa sea susceptible de ser cantada y no solo de ser leída", asegura  Diego.