Advertisement Advertisement Advertisement
Domingo, 7 de marzo de 2021

Los controles en la frontera terrestre entre España y Portugal se prolongan hasta el 1 de marzo

Se mantienen los ocho puntos de paso autorizados permanentes y los seis con horario limitado

Entrada a Portugal por Vilar Formoso/ MARTÍN-GARAY

Los controles actualmente vigentes en la frontera terrestre entre España y Portugal se mantendrán, al menos, hasta el próximo 1 de marzo, según anunció este martes el Gobierno de España y fue confirmado por el Ministerio de Administración Interna de Portugal.

Solo está permitido el paso por los ocho puntos de acceso autorizados que operan las 24 horas. Entre ellos, está el paso fronterizo de Fuentes de Oñoro-Vilar Formoso, único punto habilitado en toda la provincia de Salamanca.

Además, están habilitados otros seis puntos de paso a lo largo de la frontera, pero con horario limitado.

Solamente está justificado el paso de los trabajadores transfronterizos para el ejercicio de su actividad, la asistencia a consultas médicas prestadas en el otro lado, el transporte de mercancías o ciudadanos en regreso a su país de residencia habitual.

La reposición del control en la frontera está vigente desde el pasado 31 de enero, cuando Portugal endureció el confinamiento domiciliario vigente en el país debido a la elevada tasa de contagios diarios, hospitalizaciones y fallecimientos. En ese momento, se acordó con España controlar las salidas y entradas en el país, al menos, hasta el 10 de febrero y revisar esta medida antes de esa fecha. 


Alcaldes y ciudadanos de las localidades fronterizas han protestado estos últimos días por el trastorno que supone para su vida diaria y sus negocios la habilitación de, apenas, ocho puntos a lo largo de una frontera de más de mil kilómetros, lo que implica la realización de grandes desplazamientos diarios hasta el acceso al punto de paso autorizado más cercano.

La habilitación de más puntos de control ha sido una reivindicación particularmente exigida por los habitantes y alcaldes de localidades gallegas y de la región del Minho portugués, que se han manifestado en su frontera.