La primera jornada del cribado masivo en la Universidad arroja un positivo entre 745 pruebas realizadas

Desde el momento en el que se le ha facilitado el resultado de la prueba, se encuentra aislado, lo que evita la propagación del virus.

 

El cribado de test masivos de antígenos de segunda generación realizado por la Gerencia de Atención Primaria a la comunidad universitaria de la USAL ha arrojado un positivo en COVID-19 de un total de 745 personas. Desde el momento en el que se le ha facilitado el resultado de la prueba, se encuentra aislado, lo que evita la propagación del virus.

La Junta de Castilla y León, a través de la Gerencia de Atención Primaria, en colaboración con la Universidad de Salamanca, ha puesto en marcha las pruebas analíticas de antígenos para la detección de casos positivos entre la comunidad universitaria de Salamanca. Los test, de carácter voluntario, se ofrecen a estudiantes, profesorado y personal de administración y servicios, que están siendo citados a través del correo electrónico para acudir con día y hora al pabellón polideportivo Miguel de Unamuno, frente a la Facultad de Medicina.


El personal sanitario del Sacyl se hace cargo de la toma de muestras, análisis y registro de los datos en turnos de 09 a 14 y de 16 a 20 horas. Se han previsto seis jornadas de trabajo, de lunes a sábado, con actividad intensiva de mañana y tarde excepto hoy lunes, solo en horario de tarde, el miércoles, solo por la mañana, y el sábado, cuando está previsto terminar a mediodía. La gestión de los accesos al pabellón se realiza con la colaboración de personal de Protección Civil.

El operativo organizado por Sacyl se compone de seis equipos con tres sanitarios cada uno. Los resultados se conocen en los siguientes 30 minutos tras la realización de la prueba y las personas que resulten positivas reciben comunicación inmediata para proceder al aislamiento y rastreo de contactos. Los negativos serán informados a través de mensajes SMS.

 

 

  • Pruebas de detección del Covid-19 en la Universidad de Salamanca. Foto: usal