Alba de Tormes al día

Positivo balance de las campañas navideñas llevadas a cabo por la concejalía de Bienestar Social

Lo primero y más novedoso ha sido el taller ‘Alba Intergeneracional’ que se puso en marcha durante el pasado mes de diciembre
Concepción Miguélez y Lourdes Vaquero

Lourdes Vaquero, concejala de Bienestar Social del Ayuntamiento de Alba de Tormes, ha realizado balance de las campañas realizadas en el marco de las fiestas navideñas en la localidad. 

Lo primero y más novedoso ha sido el taller intergeneracional que se ha puesto en marcha en el pasado mes de diciembre, con diversas concejalías implicadas; Educación y Bienestar Social. El objetivo ha sido impulsar el proyecto ‘ALBA INTERGENERACIONAL’ mediante una primera aproximación para ver la acogida dentro de la población y la futura puesta en marcha de más proyectos. Vaquero ha resaltado que se quiere impulsar, afianzar y mantener la implicación de la población joven en proyectos solidarios, y que haya un punto de unión y de intercambio de experiencia entre mayores y jóvenes. 

En dicho programa han participado un total de 85 alumnos y alumnas procedentes de Colegio Santa Isabel, IES Leonardo da Vinci y Colegio San Jerónimo. Por otra parte, las residencias que han participado han sido la residencia Santiago y San Marcos, Gerialba, Hijas de la Caridad y residencia Santa Teresa, con un total de treinta residentes. 

Ha tenido muy buena valoración tanto por parte de los centros educativos como de las residencias, por lo que se esperan colaboraciones futuras y una continuidad del proyecto que ha tenido muy buena implicación por la mayoría del alumnado. 

Con la siguiente campaña que se ha llevado a cabo en estas fechas se ha tratado de llegar a las necesidades de las familias que lo demandaran y que ningún niño o niña se quedara sin juguete, dado que debido a la situación de la pandemia quedaba suspendida la recogida de juguetes y desde la propia concejalía quedó habilitada de su partida presupuestaria el poder llegar a las necesidades que se presentaran. Así se ha llegado a siete niños y niñas de la localidad con edades comprendidas entre los cuatro años y los diecisiete años.

Por último, se han podido cubrir necesidades de alimentos. Sin realizar ninguna campaña, ha habido familias y empresarios que, a título personal y queriendo mantener el anonimato, han entregado alimentos destinados a familias que lo necesitan.