Advertisement
Viernes, 22 de enero de 2021

Solicitar un préstamo estando en ASNEF

Que estemos en ASNEF significa que hemos dejado de pagar algunas facturas o un préstamo

ASNEF es un fichero de morosos en el que todos podemos caer, a veces, incluso sin saberlo. Desde ese momento no es nada sencillo solicitar un préstamo, aunque en comparadores como Préstamos Ideales sí que nos ofrecen una solución.

En este comparador podemos solicitar préstamos estando en ASNEF, cumpliendo una serie de requisitos que se derivan de estar incluidos en esta lista de impagados.

Importes bajos

Que estemos en ASNEF significa que hemos dejado de pagar algunas facturas o un préstamo.

Por ello, ningún banco se “atreverá” a darnos un crédito de un gran importe al ser alto el riesgo de que no lo devolvamos. Es posible que nuestra economía haya mejorado y que tengamos intención de pagar, pero para el banco lo que cuenta es lo que sale en ASNEF.

De esta manera, el principal requisito para que nos den un préstamo estando en ASNEF es que el importe sea bajo. Esta cantidad no será la misma en todas las entidades, pero tenemos que hacernos a la idea de que será inferior a los 1000 euros.

Periodos de devolución muy cortos

Con el fin de minimizar los riesgos, aquellos que nos den un crédito si estamos dentro de este fichero nos pedirán que lo devolvamos en un plazo de tiempo muy corto. Hablamos de plazos de unos pocos meses. En ocasiones incluso pueden pedirnos que lo devolvamos al poco tiempo de dárnoslo y en una sola cuota.

Aquí poco podemos hacer, puesto que estar dentro de este fichero nos condiciona para obtener préstamos de cualquier tipo.


Siempre van a pedir una nómina como garantía

Si nuestro nombre aparece en una lista de impagados, aquel que nos otorgue un préstamo, aunque sea de un importe muy pequeño, nos pedirá una garantía.

Esta garantía suele ser una nómina. Ojo, que aquí no vale una nómina de un trabajo temporal y se fijarán en que el trabajo sea fijo. Además, también es importante que el importe neto que nos queda a final de mes sea suficiente para hacer frente al crédito.

Pueden pedir un avalista

Ya hemos visto qué nos van a pedir si queremos un préstamo estando en ASNEF, pero lo cierto es que cumpliendo con todos estos requerimientos es posible que no nos den el crédito.

En el caso de que la entidad que lo concede no se fíe del todo pedirá un avalista. Este avalista puede ser un amigo, un familiar o la pareja y tendrá que aportar las garantías que no podemos ofrecer nosotros.

Para créditos de baja cantidad lo lógico sería que el aval sea la nómina de la persona que nos hace de avalista, nómina con la cual el banco no pondrá objeciones a la hora de darnos el crédito, puesto que sabe que va a poder cobrar, aunque nosotros no paguemos.

El interés puede ser un poco más elevado

Estando en ASNEF es muy posible que el interés de nuestro préstamo sea un poco más elevado de lo normal.

Hay más riesgo y por lo tanto los bancos quieren ganar más, de forma que encontraremos intereses más altos, aunque no suelen ser exagerados y de todas maneras estamos accediendo a pequeños préstamos que ya suelen tener intereses superiores a los de los créditos más convencionales.