Advertisement
Sábado, 16 de enero de 2021

La incidencia acumulada en 14 días se sitúa en Salamanca en 329 casos por cada 100.000 habitantes

Evolución de la incidencia acumulada por provincias en Castilla y León

Todas las provincias de Castilla y León mantienen una tendencia claramente a la baja en la Incidencia Acumulada de casos de COVID-19 en los 14 días anteriores, según los datos de la web de la Junta, e incluso Segovia ha rebajado el nivel de 250 casos por cada 100.000 habitantes que hace que este indicador pasa considerarse como riesgo 'alto' en lugar de 'muy alto'.

La Incidencia Acumulada a 14 días en el conjunto de la Comunidad ha descendido, según los datos de este martes, a 534 casos por cada 100.000 habitantes, con un descenso notable y constante en las últimas semana, desde que se alcanzaran los 952 casos el pasado 14 de noviembre. En cuanto a la incidencia a 7 días, se queda en 191 casos, menos de la mitad del máximo, que alcanzó los 451 casos.

Entre las provincias destaca la buena evolución de la incidencia a 14 días en Segovia, que se sitúa con 240 casos por cada 100.000 habitantes, por debajo del nivel de los 250, fijado en el denominado 'semáforo COVID' para determinar la consideración del riesgo como 'alto' en lugar de 'muy alto'.

En cualquier caso, como precisa la Junta de Castilla y León, todas las provincias, incluidas en las que ya se ha permitido relajar las medidas restrictivas, permanecen en el máximo nivel de alerta, el 4.

También por debajo del límite de los 400 casos, definido por el Gobierno regional para permitir ese alivio en las medidas, siguen Ávila, con 269 casos, y Salamanca, con 329. León, donde la Junta ya ha anunciado, al igual que en Salamanca, la reapertura de hostelería, grandes superficies comerciales y centros deportivos, se sitúa ya en los 485 casos por cada 100.000 habitantes, por lo que previsiblemente el viernes ya baje de los 400.


Más difícil tienen llegar a ese punto las provincias de Palencia, Soria, Valladolid y Zamora, que rondan los 600 casos por cada 100.000 habitantes. Soria y Zamora se sitúan en 588 casos por cada 100.000, aunque la evolución a la baja es más pronunciada en la segunda de ellas, similar a la de la provincia vallisoletana, que se ha situado este martes en 596 casos de incidencia acumulada a 14 días. Mientras tanto, en Palencia la incidencia es de 614 casos, con una mejoría un poco menos rápida.

Burgos mantiene la tasa de incidencia acumulada más alta, pero con un descenso pronunciado se ha situado este martes en los 860 casos por cada 100.000 habitantes.

Repuntes en algunas provincias en la incidencia acumulada a 7 días 

Eso sí, la Incidencia Acumulada a 7 días muestra ligeros repuntes en algunas de las provincias con mejor evolución, lo que si se confirma en próximas días significaría un freno en el descenso de los casos.

Segovia suma ya tres jornadas consecutivas de incremento, y ha pasado de 79 casos por cada 100.000 habitantes el pasado sábado a 104 este martes, mientras que Ávila ha subido también de los 80 casos de ayer a los 85 de este martes.