Advertisement
Sábado, 16 de enero de 2021
Béjar al día

Purificación Pozo denuncia gastos incontrolados y falta de transparencia en el Ayuntamiento de Béjar

La concejala Olga García responde a la Alcaldesa sobre sus acusaciones de “sembrar odio entre la ciudadanía” en el pasado Pleno Ordinario

De i. a d. Olga García y Purificación Pozo, concejalas del Partido Popular de Béjar

La concejala Popular Purificación Pozo ha denunciado hoy la falta de transparencia del actual equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Béjar y el ocultismo con el que actúa a la hora de facilitar información pública a los requerimientos y preguntas de la oposición.

La Alcaldesa no retira del acta de la sesión plenaria de octubre, sus palabras contra el Partido Popular

Pozo manifiesta públicamente que el Partido Popular se entera de los gastos de las diferentes concejalías al cabo de muchos meses, cuando se llevan las facturas para su aprobación a las Comisiones, una vez que los gastos se han hecho por Decreto de Alcaldía. Ha puesto como ejemplo el elevado importe de una factura de pelucas que los concejales lucieron en una fiesta en La Covatilla los pasados Carnavales y el pago de dietas, alojamientos y copas a los integrantes de la película que se ha rodado este verano en Béjar.

Los Populares hablan de gastos descontrolados y superfluos que se están haciendo por la falta de interés en el trabajo del Consistorio, por parte del equipo de Gobierno y también hacen alusión a la Cabalgata de Reyes de las pasadas Navidades, en la que se gastaron 2000 euros en unos altavoces y bolsas, más de 3.000 euros en juguetes, y se compraron colonias y geles para los Reyes Magos, facturas que se han visto al cabo de los meses y a las que ahora se añade la compra de nuevos trajes para los Reyes por valor de unos 800 euros, cuando el Ayuntamiento tiene unos comprados por el anterior Gobierno socialista de Cipriano González, que el PP dejó en perfecto estado tras haberlos llevado a la tintorería la finalizar la cabalgata. Purificación Pozo, manifiesta que es más fácil comprar unos nuevos en lugar de molestarse en buscarlos preguntando a los trabajadores del departamento de Festejos, que saben donde se guardan.

Otro de los gastos que la Concejala Popular ha denunciado es el pago de 582 euros a una imprenta de la localidad, por una revista de Semana Santa 2020 de la que la concejala de Educación, Ana V. Peralejo no ha podido dar cuenta, pues no hay ningún ejemplar impreso que haya podido presentar para justificar ese gasto en una Semana Santa que no pudo celebrarse. Purificación Pozo añade que nunca se les informó de dicha revista y siete meses después la concejala de Cultura ha presentado la factura para su aprobación a la vez que ha manifestado que no existe revista alguna para presentar al control al Gobierno.


Olga García responde a la Alcaldesa por sus palabras en el pasado Pleno Ordinario

En otro orden de cosas la concejala Popular Olga García ha respondido sobre las palabras que la Alcaldesa pronunció en el pasado Pleno Ordinario del mes de octubre y que le pidieron que fueran retiradas del acta de la sesión, a las que la Elena Martín respondió que se lo pensaría, y sin embargo han sido incluidas, para su aprobación mañana, en el Pleno de noviembre.

Textualmente la Alcaldesa manifestó “Este es un ruego para algunas personas del Partido Popular, dejen de sembrar odio entre la ciudadanía, no son conscientes de lo que están haciendo".

Olga García, en respuesta a la inclusión de estas palabras en el acta de la sesión ha respondido a la Alcaldesa recordando los videos del pregón del año 2012,  “en los que varias personas vinculadas directa o indirectamente con el PSOE, y hoy concejales del actual equipo de Gobierno, jaleaban a los asistentes al Pregón y se ve cómo la policía tuvo que escoltar al Alcalde y a los concejales entre insultos, además incluso uno de mis compañeros fue perseguido e insultado hasta la puerta de su casa”. También le ha recordado “las caricaturas y burlas que algunos de los actuales concejales del equipo de Gobierno realizaron en redes sociales para ridiculizarlos y enfrentarlos a la sociedad.”

La concejala Popular ha añadido que ese día unos sintieron odio y otros sintieron miedo, algo que nunca más puede volver a suceder y por tanto nunca ha sido la forma de actuar del Partido Popular “no se puede confundir a la ciudadanía calificando de sembrar odio a la labor de control y fiscalización que tiene que hacer la oposición. Los Concejales del PP llevan años soportando insultos, humillaciones, mofas, preguntas e invenciones sobre su vida privada de personas afines al PSOE”.