Advertisement
Domingo, 17 de enero de 2021
Bracamonte al día

Limitaciones de aforo y estancia o circuitos para el tránsito de visitantes, entre las medidas establecidas en el cementerio

El Ayuntamiento pone en marcha un plan especial con motivo de la conmemoración del Día de Los Santos, en el que ha implantado una normativa que regulará una festividad de gran tradición marcada por la situación sanitaria
Acceso principal al cementerio de Peñaranda
El Ayuntamiento de Peñaranda ha presentado el protocolo de seguridad y sanitario que ya se implanta en el cementerio municipal con motivo de la conmemoración del Día de Los Santos. Una nueva organización, adaptada a la regulación establecida por la Consejería de Sanidad de la Junta de Castilla y León y que contempla controles en los aforos, además de un dispositivo especial que marque las entradas y salidas del camposanto peñarandino.
 
De esta forma, el horario de apertura del cementerio será desde las nueve de la mañana y hasta las seis de la tarde, estando en marcha hasta el próximo 2 de noviembre, tras lo que volverá a su horario habitual.
 
Entre los protocolos de seguridad establecidos se encuentra un plan especial que contempla el control de acceso al recinto, que tendrá que realizarse únicamente por la puerta principal, además de contar con dos salidas en los laterales del cementerio que estarán señalizadas, disponiendo además de puntos para para la dispensación de gel hidroalcohólico, obligatoriedad que también incluye el uso de mascarilla. Desde el Consistorio establecerán a mayores un control de acceso para tratar de mantener el aforo en el 50%.
 
Ya dentro del camposanto se establecerá doble circuito para facilitar el tránsito de personas en un solo sentido por el recinto y evitar el cruce
de personas por los itinerarios, estando señalizados convenientemente con las direcciones a seguir. Además se reforzara el número de contenedores por todo el cementerio para facilitar el desecho de flores o guantes, manteniendo las tapas abiertas de todos ellos para minimizar los riesgos.
 
Desde el Ayuntamiento aconsejar espaciar al máximo las visitas tratando, si fuera posible, asistir los días previos y posteriores al 1 de noviembre, algo que resaltan de manera especial para aquellas personas de riego, a quienes piden evitar las jornadas y horarios en los que se prevé que pueda haber mayor afluencia de visitantes. 
 
Evitar el contacto personal y otras muestras de afecto, no permanecer en la sepultura si en alguna de las del entorno se encuentran varias personas o mantener la distancia mínima de seguridad de metro y medio, son otros de los consejos que las autoridades piden que se tengan en cuenta. 
 
En cuanto a la estancia en el cementerio, el tiempo máximo de la visita se ha establecido en una hora, no pudiendo permanecer dentro de los panteones aquellas personas que no convivan.
 
Operarios municipales y un dispositivo especial de Policía Local serán los encargados de controlar el complimiento de la normativa, mientras desde el Consistorio apelan a la responsabilidad individual para el correcto desarrollo de estas jornadas de gran arraigo en la tradición peñarandina.