Martes, 24 de noviembre de 2020

El PSOE urge al Ayuntamiento que confirme si ya tiene todo en regla para el uso con garantías del nuevo hospital

A los retrasos en las obras, advierten, se suma la posible ausencia del Plan de Autoprotección, indispensable para la apertura de cualquier espacio público o dependencias donde pueden darse situaciones de emergencia 
Imagen del nuevo Hospital de Salamanca. Archivo
El Grupo Municipal Socialista ha mostrado su preocupación por la ausencia de noticias sobre el uso del nuevo Hospital como infraestructura sanitaria para atender, en caso que fuera necesario y con todas las garantías desde el punto de vista administrativo y dotacional, tanto material como humano, el incremento de casos por COVID-19 en la segunda ola que ya estamos viviendo en Salamanca. 
 
Los concejales socialistas aseguran que “ante la ausencia de información y de transparencia por parte del equipo de gobierno municipal encabezado por Carbayo”, han registrado en el Ayuntamiento de Salamanca una petición por escrito, que se adjunta a este comunicado, para que le sean entregados cuantos informes y documentos haya, y de esta forma tener conocimiento, sobre la realidad y la situación del nuevo Hospital desde el punto de vista administrativo en relación con la tramitación de las licencias preceptivas e instrumentos relevantes necesarios para la apertura y funcionamiento del nuevo hospital, como, “por poner un ejemplo, la existencia del Plan de Autoprotección”. 
 
Un Plan de Autoprotección, “imprescindible para el uso de una instalación como el nuevo hospital”, cuya obligatoriedad está regulada en el Real Decreto 393/2007 por el que se aprueba la normativa básica de autoprotección de los centros, establecimientos y dependencias dedicados a actividades que pueden dar origen a situaciones de emergencia, se afirma desde el Grupo Socialista. Esta normativa, añaden los concejales socialistas, afecta, según el Anexo I de la norma, a establecimientos de usos sanitarios en que se prestan cuidados médicos en régimen de hospitalización y/o tratamiento intensivo o quirúrgico y a actividades de especial vulnerabilidad. La elaboración, aprobación, implantación, mantenimiento y revisión del Plan de Autoprotección del Hospital depende de la Junta de Castilla y León. 
 
En este sentido, se apunta desde la bancada socialista, la normativa aplicable contempla de forma expresa  y textualmente que, "El Plan de Autoprotección deberá acompañar a los restantes documentos necesarios para el otorgamiento de la licencia, permiso o autorización necesaria para el comienzo de la actividad", es decir, en tanto no haya un Plan de Autoprotección,
“del que no se tiene constancia oficial de su existencia”, no podrá comenzar la actividad ni total ni parcial en el nuevo hospital de Salamanca. 
 
En este sentido, advierten desde el PSOE, “antes que sea tarde”, corresponde al Ayuntamiento de Salamanca requerir el Plan de Autoprotección y velar por su cumplimiento. Este instrumento es “indispensable también” para la concesión de la licencia ambiental cuya concesión depende del Ayuntamiento de Salamanca. 
 
El Grupo Socialista ha advertido también al equipo de gobierno municipal encabezado por Carbayo, “para que actúe con prontitud y acelere en caso necesario medidas y actuaciones”, que  las obras no concluidas del aparcamiento del nuevo hospital impiden también un uso óptimo, ni siquiera parcial, de la nueva infraestructura hospitalaria. 
 
Del mismo modo, el retraso en las obras del vial del hospital, de más de 8 meses y con varios modificados con sobrecostes asociados más allá de lo inicialmente previsto, y de los que también el Grupo Municipal Socialista ha pedido información que todavía no ha sido remitida a pesar de haber expirado el plazo reglamentario de contestación, puede condicionar negativamente la posible puesta a disposición del nuevo hospital para afrontar la nueva ola de la pandemia, “y no será porque no estaban avisados, demostrando una vez más la inacción y la falta de diligencia en la gestión por parte tanto de PP y de Ciudadanos como del alcalde” apuntan los concejales socialistas. 
 
Una  gestión que, a juicio de los ediles del PSOE, está perjudicando considerablemente las opciones para contar con una infraestructura sanitaria nueva que debía estar ya a disposición de la ciudadanía desde el año 2013. Las continuas mentiras y anuncios tramposos de los responsables políticos de la Junta de Castilla y León y del Ayuntamiento de Salamanca, “han colmado la paciencia de los ciudadanos, que ven cómo la desidia de los de siempre acaba afectando, por desgracia, también a los de siempre, a Salamanca y los salmantinos”. PP y Ciudadanos deben dar muchas explicaciones a la ciudadanía ante este nuevo agravio que, además, afecta, “muy gravemente” a los recursos disponibles para afrontar la nueva ola de la pandemia, han concluido.