Viernes, 4 de diciembre de 2020

Golondrina michoacana

Grabé este poema para los alumnos de Juan Luis Calbarro, amigo, profesor y poeta; espero que sea una ventana abierta, una canción de esas que en estos días se cantan en los balcones.

Para verlo y oírlo (y acceder a más poetas y poemas): https://youtu.be/Fq566ytg3ng 

I

Ay, que mi niño no llora

ay, que mi niño no canta;

ay, que no sé cómo hacerle

para que me suelte el habla.

 

Que no te preocupes, madre,

que no llores, tente en calma,

y ponle una golondrina

en la garganta.

 

 

II

¿Cómo que una golondrina?

No me vengas con tus chanzas.

 

 

III

Que sí, que abre su boquita,

dale miel y dale agua

y busca una golondrina

que le preste su garganta.

 

Ya verás, la golondrina,

cantará en su boca clara,

se harán una dos gargantas

y el canto se hará palabra.

 

 

IV

No sé si es cuento o leyenda,

medicina o remembranza,

mas, ¿habrá imagen más bella

que la de una golondrina

cantándote en la garganta?

 

 

@ignacio_martins

https://www.facebook.com/ignaciomartinescritor

www.ignaciomartin.com

nachomartins (Instagram)