Viernes, 28 de febrero de 2020

El delegado territorial de la Junta respalda la labor del Museo de Taurino de Salamanca

Durante el recorrido por las salas ha estado acompañado del concejal de Turismo del Ayuntamiento de Salamanca, Fernando Castaño

Visita al Museo Taurino del delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Salamanca, Eloy Ruiz y el concejal de Turismo del Ayuntamiento de Salamanca, Fernando Castaño

El delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Salamanca, Eloy Ruiz y el concejal de Turismo del Ayuntamiento de Salamanca, Fernando Castaño, han visitado esta mañana el Museo Taurino ‘Primitivo Sánchez Laso’, de la capital del Tormes.

Durante el recorrido por las diferentes salas se han interesado por el rico legado que alberga este centro museístico, siendo explicado al detalle por Pablo del Castillo, relaciones públicas y responsable de este museo, el mismo que en un futuro cercano está previsto sea trasladado a las instalaciones de la plaza de toros de La Glorieta.

Situado en la calle Doctor Peñuela, 5-7, junto a la calle Toro y en la misma trasera de la Plaza Mayor, el recinto es gestionado por el Ayuntamiento de Salamanca, a través del Patronato de Turismo, mientras que la propiedad recae en la Federación de Peñas Taurinas de Salamanca y Provincia ‘Helmántica’, institución de la que forman parte veinte agrupaciones taurinas.

En su interior se guarda un importante legado artístico, entre ellos el de Santiago Martín ‘El Viti’, torero nacido en Vitigudino (Salamanca) que ha sido máximo exponente de la llamada escuela castellana. Otro importante atractivo lo conforma el del malogrado diestro salmantino Julio Robles, quien testamentó la donación de sus trofeos y objetos personales al mencionado museo.

Además se encuentran expuestos diferentes trajes de luces y prendas toreras donadas por profesionales. También numerosas obras de arte, principalmente escultura y pintura, la mayoría firmadas por reputados artistas. Muy cerca cuelgan históricas fotografías de los primitivos cosos que acogió Salamanca y permiten conocer la evolución de la capital durante los dos últimos siglos.