Viernes, 21 de febrero de 2020

Los penaltis vuelven a condenar a España en la final del Europeo de waterpolo

El combinado nacional no pudo vencer a Hungría en un encuentro muy disputado 
Daniel López Pinedo, en un partido con la selección española de waterpolo

La selección española masculina de waterpolo no pudo (9-9 y 14-13 en los penaltis) con Hungría este domingo en la final del Campeonato de Europa 2020 celebrado en el Duna Arena de Budapest, título que se quedó la anfitriona para impedir el primer oro de España.

Los de David Martín fueron a remolque en el tercer y cuarto parcial, momentos clave en los que Hungría nunca fue por debajo en el marcador, pero apretó hasta tener incluso la última posesión para la victoria. 

España volvió a estar entre los mejores en una gran cita pero se quedó con una plata que empieza a ser amarga, como hace dos años en el Europeo de Barcelona, también en los penaltis ante Serbia, y el año pasado en el Mundial de Gwangju.