Lunes, 24 de febrero de 2020

Las Cavenes, el oro antes de la piedra dorada

El mayor tesoro de la provincia hace 2000 años

Interior del Centro de Interpretación de Las Cavenes

Si existe un tesoro relativamente poco conocido en la provincia de Salamanca y mucho más desconocido fuera de ella esa es la antigua mina de oro de Las Cavenes. Datada entre los siglos I y II después de Cristo, se ubica en el entorno de El Cabaco, a los pies de la Peña de Francia. Los romanos descubrieron allí la abundancia de oro y muy pronto diseñaron una original forma para extraerlo. Mediante balsas ubicadas en las zonas más elevadas de las laderas, recogían el agua procedente de la cumbre. El agua se dejaba caer repentinamente por las cavenes y arrastraba el material sedimentario del que, posteriormente, una vez lavado y examinado, se podía extraer el oro.

En la zona todavía se pueden encontrar restos de aquellos trabajos mineros de antaño como zonas de lavado o áreas de extracción. Las Cavenes fueron declaradas en 2002 Bien de Interés Cultural y cuentan con un Centro de Interpretación de la Minería Romana para ayudar al visitante a comprender un sistema de explotación pionero y absolutamente revolucionario para su época. En el centro los visitantes pueden conocer las características del oro, su uso y su valor histórico además del impacto de la conquista romana en la transformación de los pueblos indígenas junto a recursos para que los más pequeños puedan acercarse a la historia de una forma divertida.