Lunes, 13 de julio de 2020

El riesgo importante por olas y viento afectará a Galicia y Asturias y las heladas al centro y noreste peninsular

Este martes el cielo estará nuboso o cubierto en la mitad oeste de Galicia, con lluvias que podrían extenderse algo hacia el este y al entorno de la cordillera Cantábrica y oeste del sistema Central

Oleaje en el mar Cantábrico, en Gijón / Europa Press

Un total de 24 provincias tendrá este martes aviso de riesgo (amarillo) o de riesgo importante (naranja) por viento fuerte, fenómenos costeros o bajas temperaturas, según ha avisado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

El aviso naranja se ha activado por vientos de más de 100 kilómetros por hora y olas de unos 6 metros de altura en las provincias de Lugo y La Coruña; mientras que el riesgo será también importante en Pontevedra y Asturias por fuerte oleaje de 5 a 6 metros, pero en estas provincias, el viento soplará con menor intensidad, a unos 80 kilómetros por hora, por lo que el aviso será amarillo.

También tendrán aviso de riesgo en Cantabria y las provincias costeras del País Vasco por fenómenos costeros, ya que se prevé mar combinada de noroeste y olas de 4 a 5 metros de altura.

Además, otras catorce provincias del interior peninsular tendrán aviso de riesgo por temperaturas mínimas bajo cero, es decir heladas moderadas, de -4ºC hasta -6ºC grados centígrados en Aragón, Castilla-La Mancha, Cataluña, Madrid, Ávila, Burgos, Segovia y Soria.

Este martes el cielo estará nuboso o cubierto en la mitad oeste de Galicia, con lluvias que podrían extenderse algo hacia el este y al entorno de la cordillera Cantábrica y oeste del sistema Central.

En el resto de la mitad oeste peninsular aumentará de forma progresiva la nubosidad y habrá intervalos nubosos en Baleares y estará poco nuboso en el resto del país, aunque con posibilidad de algunas nieblas matinales en el sur peninsular y en la cuenca del Ebro. Las nevadas aparecerán a partir de 1.500 a 1.800 metros.

Las temperaturas diurnas subirán en Galicia, en la meseta norte, valle del Ebro, y Baleares y descenderán en el Cantábrico occidental y con pocos cambios en el resto.

Las mínimas subirán en el noroeste peninsular, aunque continuarán las heladas, localmente moderadas, en el centro y este de la Península. En Canarias se prevén pocos cambios o ligeros descensos térmicos.

Finalmente, el viento del suroeste soplará en el cuadrante noroeste peninsular, litoral mediterráneo y Baleares, con intervalos de muy fuerte en el litoral gallego y fuerte en la cordillera Cantábrica. En el resto soplarán vientos flojos variables.