Lunes, 13 de julio de 2020

La Consejería de Educación adelanta el programa ‘Acompañamiento a la titulación en 4º de la ESO’

Se trata de un programa de ayuda para los alumnos que se encuentran con dificultades para conseguir el graduado en Eduación Secundaria Obligatoria
Alumnos de ESO

La Consejería de Educación desarrolla por tercer año consecutivo la medida ‘Acompañamiento a la titulación en 4º de ESO’, para facilitar al alumnado la obtención del título de graduado en Educación Secundaria Obligatoria.

Se reforzarán de forma suplementaria los aprendizajes instrumentales y la adquisición de las destrezas básicas, que permitan al estudiante alcanzar los objetivos de la etapa y adquirir las competencias correspondientes. 

La medida ‘Acompañamiento a la titulación de 4º de ESO’, comenzó desarrollándose con carácter experimental el curso 2017/2018. Su objetivo es dar respuesta al alumnado que está en riesgo de no obtener el título de graduado en Educación Secundaria Obligatoria, o que presenta serias dificultades para obtenerlo. Todas las memorias de los cursos anteriores proponen como mejora la necesidad de adelantar su inicio en el curso, para incrementar su eficacia, por lo que el nuevo equipo ampliará su implantación.

La medida, que se realizará en aquellos centros docentes públicos de Castilla y León determinados por la Consejería de Educación, a propuesta de las direcciones provinciales tras un estudio de indicadores educativos, tiene como finalidad facilitar a los estudiantes la obtención del título de graduado en ESO, reforzando los aprendizajes instrumentales y la adquisición de las destrezas básicas.

De este modo, son destinatarios aquellos alumnos de 4º curso de ESO, incluidos los que proceden de los programas de mejora del aprendizaje y del rendimiento (PMAR), que precisen refuerzo educativo suplementario en las materias instrumentales y apoyo en procesos de desarrollo de destrezas, de planificación y organización eficaz del trabajo personal, hábitos y técnicas de estudio. Serán requisitos de participación, mostrar una actitud positiva en el aprendizaje y haber suspendido en la primera evaluación un mínimo de tres y un máximo de seis materias, de las que al menos una sea Lengua Castellana y Literatura o Matemáticas, y al menos dos sean materias troncales generales.

Como novedad, se ha adelantado el inicio de su implementación en los centros, para incrementar su eficacia. Por ello, se pondrá en marcha al comienzo del segundo trimestre del curso escolar y desarrollará hasta final del mismo, el 23 de junio.