Martes, 22 de octubre de 2019

El Festival del Bacalao muestra el saber y el sabor marinero del pueblo de Ílhavo

Mucho más que un evento gastronómico donde comer ricos platos de bacalao, la unión de un pueblo en torno a su cultura pesquera

El mayor evento gastronómico que se celebra en Portugal alrededor del bacalao trascurre en Ílhavo

Del 7 al 11 de agosto se celebra la decimosegunda edición del Festival del Bacalao de Ílhavo, el mayor evento dedicado al bacalao en Portugal y uno de los mayores festivales gastronómicos del país.

Serán cinco días para ensalzar la tradición marinera de los habitantes de Ílhavo, famosos por sus conocimientos, tanto en artes de pesca, como en el oficio de la salazón, así como en la construcción naval, principalmente, de barcos bacaladeros.

Diez restaurantes, dos panaderías y dos bares pondrán todo su saber culinario al servicio de las decenas de miles de amantes del bacalao que pasarán estos días por los espacios del Jardim Oudinot, en la localidad de Gafanha da Nazaré, donde se desarrollará el festival.

De la mañana a la noche habrá demostraciones culinarias para aprender a confeccionar platos tradicionales de bacalao y otros más innovadores, degustaciones, concursos, talleres, muestra de artesanía local, circo y teatro de calle, actividades deportivas y conciertos nocturnos. Todas estas actividades son gratuitas y se desarrollarán en el pabellón Terra e Mar y en el Palco Mar.

El Navío-Museo Santo André, típico bacaladero ilhavense, hoy dedicado a divulgar el pasado de la pesca del bacalao, participará ofreciendo teatro y conciertos intimistas en su cubierta y en la bodega de a bordo.

También se suma a la fiesta el completo Museo Marítimo de Ílhavo, que estos días celebra sus 82 años de apertura al público con entrada gratuita el día 8 de agosto y visitas guiadas especiales. El Acuario de los Bacalaos es un espacio único e imperdible para conocer la cultura de la pesca del bacalao en Portugal, muy unida a los ilhavenses, pues fue aquí donde comenzó allá por el siglo XV. El día 8 de agosto se realizará una visita guiada completa al Museo y al Acuario de los Bacalaos, incluyendo la explicación de los submarinistas que alimentan a los bacalaos y la posibilidad de ser submarinista-cuidador por un día y darles de comer.

Del 8 al 11 de agosto habrá transporte público gratuito entre las playas de Barra, Costa Nova, el Navío-Museo Santo André, el Festival del Bacalao y el Museo Marítimo de Ílhavo. El autobús sale del Faro de Barra a las 10h00 y las 14h30 realizando todo el recorrido. En sentido inverso, parte del Museo Marítimo hacia las playas a las 12h00 y a las 16h30.

Decenas de recetas de bacalao

Las mejores recetas ilhavenses y portuguesas servirán para confeccionar decenas de platos de bacalao diferentes.

Además de las tradicionales elaboraciones, como el Bacalao à Brás, el Bacalao Dourado, el Bacalao con Broa o el Bacalao à Lagareiro, habrá muchas otras formas de disfrutar de un buen bacalao venido de las gélidas aguas de los mares del norte.

El concurso ‘Mi bacalao es mejor que el tuyo’ pondrá el punto de rivalidad entre los cocineros y cocineras locales.

Los ‘ílhavos’ o ilhavenses son famosos por sus conocimientos marineros, lo que les llevó a lanzarse a la pesca del bacalao en Terranova y Groenlandia a partir del siglo XV. Después de meses en el mar, las embarcaciones venían cargadas de peces. Las salinas existentes en la región facilitaban su conservación por salazón, oficio que llegaron a dominar. Sus conocimientos en navegación los hizo líderes en construcción naval. Con todo ello, el éxito en el negocio del bacalao estaba garantizado. Los ilhavenses habían nacido para el bacalao.

La mayor parte de la flota pesquera del bacalao en Portugal hasta el siglo XX procedía de Ílhavo y de aquí eran la mayoría de los capitanes de bacaladeros portugueses.

El pan de Ílhavo

En una tierra plana con agua por todas partes, donde se vivía tanto del mar como de la tierra, había buenos cereales y muchos molinos para extraer su harina.

La mujer realizaba todo el ciclo del pan, -el hombre andaba casi siempre en la mar-, desde la labranza, la fertilización con algas de la ría, la cosecha, la molienda y la fabricación del pan.  

Las panaderas de la localidad de Vale de Ílhavo son famosas en la región. En el festival del bacalao el pan es más que un complemento, tiene protagonismo propio.

En el certamen de este año, el pan de Ílhavo armonizará bien con el aceite Bairrada Faina Maior Virgen Extra, procedente de olivos centenarios de la región de Bairrada, en la que se integra el concejo. Este nuevo aceite será presentado oficialmente durante el festival.

Pasear en una ‘pasteleira’

La ‘pasteleira’ es una bicicleta pesada y robusta, una bicicleta de otros tiempos, muy usada en estas tierras llanas para desplazarse. Se hizo muy popular hace décadas, configurando una de las imágenes nostálgicas de la región. Aún es muy habitual ver hombres y mujeres en pasteleira en el concejo de Ílhavo. Hoy se está recuperando su uso, transformada en objeto vintage. La mayoría de ilhavenses tiene una pasteleira heredada en casa.

Una de las actividades propuestas para estos cinco días es la ya famosa ‘Vuelta al Muelle en Pasteleira’, que convoca a cientos de personas, muchas con vestimenta de otra época y la bicicleta engalanada para la ocasión.

Este año, la pasteleira será el vehículo oficial de la organización para desplazarse por el recinto del festival.

‘La Carrera Más Loca de la Ría’ es otro clásico del Festival del Bacalao, en el que embarcaciones imposibles recorren la ría de Aveiro.

La mujer de Ílhavo

La mujer ilhavense trabajaba incluso el doble que el hombre que salía al océano. Con el canasto en la cabeza, estaba siempre laborando de un sitio para otro. Labraba la tierra, sacaba algas de la ría para abonar los campos, acarreaba y vendía la sal de las salinas de Gafanha da Nazaré, secaba pescado y remendaba redes. De fuerza y resiliencia admirables, vivía la tragedia de las pérdidas del mar sin una queja.

Cada tarde a las 18h30 del 8 al 11 de agosto se desarrollará la performance “Há Marias Assim” en el Navío-Museo Santo André. Cuatro mujeres, tres tierras y una sola voz para navegar por el mar de lo femenino, con tempestades, naufragios, tragedias, alegrías y, sobre todo, una incansable lucha por la dignidad y la supervivencia. “Há Marias Assim” surge de los testimonios aportados por las mujeres de Ílhavo, Murtosa y Peniche sobre la vida del mar y de la tierra.

Italia, país invitado

Cada año el festival acoge a un país que tenga alguna región vinculada con el bacalao. Ya lo fueron España, Islandia o Francia. Este año es el turno de la Comuna Imperia, ciudad costera del Mediterráneo en la región de Liguria, en el norte de Italia, que tiene un plato tradicional de bacalao, el Stoccafisso All´Onegliese.

Stoccafisso es el nombre que los italianos le dan al bacalao seco, que es cocinado en la Comuna Imperia en una gran cazuela llamada Giuvanina y que se consume tradicionalmente durante las fiestas de San Giovanni, en junio.

El Stoccafisso All´Oneglise podrá ser degustado por los visitantes del Festival del Bacalao 2019.

La programación

El festival abrirá puertas hoy día 7 a las 17h30 y durante los próximos 8, 9, 10 y 11 de agosto arrancará a partir de las 10h00, con clases de fitness y relajación. A esa hora también comenzarán las actividades náuticas: canoa, stand up paddle, vela, paseo en lancha o wakeboard.

Desde primera hora de la mañana abrirán los Jogos do Hélder y los talleres de cometas. Habrá talleres culinarios para niños, para que también aprendan a elaborar ricos platos de bacalao. Por la tarde habrá talleres de pintura y artesanía. Y durante todo el día, conferencias y cocina en vivo.

La noche es para la música, con los conciertos de Expensive Soul (7 de agosto), GNR (8 de agosto), la fadista Raquel Tavares (9 de agosto), Dino D´Santiago y la Orquesta Filarmónica Gafanhense (10 de agosto) y Paião (11 de agosto), todos en el Palco Mar a las 22h30.

La entrada a todos los espacios y la participación en todas las actividades diurnas y nocturnas es gratuita y está abierta a todos los públicos. Salvo los conciertos en el Navío-Museo Santo André, que tienen un coste de cinco euros y están limitados a 50 personas.

El festival mantiene su sello verde y la consideración de eco-evento por iniciativas ya consolidadas en ediciones anteriores, como el uso de servilletas y vasos reutilizables, los mini-contenedores de recogida de basura selectivos instalados por todo el recinto y el tratamiento separado de residuos, incluidos los aceites usados, los tapones de corcho y las colillas.

El 12º Festival del Bacalao está organizado por la Cofradía Gastronómica del Bacalao junto con la cámara municipal de Ílhavo.

Ílhavo está a tres horas de Salamanca, siete kilómetros al sur de Aveiro. Hubo un tiempo en que todos los barcos portugueses que salían a la pesca del bacalao zarpaban de aquí. Por toda esa sabiduría marinera, Ílhavo es la capital portuguesa del bacalao.

Ver más imágenes: