Sábado, 20 de julio de 2019

Concentración en Salamanca en apoyo a la víctima de la ‘manada de Manresa’

Convocados actos de protestas en diferentes ciudades coinciendido con que este lunes estaba prevista la declaración de la víctima y de varios testigos
Concentración en Salamanca convocada por el Movimiento Feminista.

La Plaza de la Constitución ha acogido este lunes la concentración convocada por el Movimiento Feminista de Salamanca en apoyo a la víctima de la ‘manada de Manresa’, la joven que denunció sufrir una agresión sexual múltiple en 2016 en Manresa (Barcelona) cuando tenía 14 años de edad. De nuevo en las calles para decir alto y claro ‘No es No’ y que el consentimiento sexual debe ser expreso. 

El caso, tal y como recoge Europa Press, se está juzgando en la Audiencia de Barcelona y, precisamente este lunes estaba prevista la declaración de la víctima y de varios testigos. Para seis de los siete acusados, que han negado su implicación en los hechos, la Fiscalía pide inicialmente condenas por un delito de abuso sexual -no de agresión sexual ya que no se observa violencia en los hechos-. En cualquier caso, la Fiscalía no descarta elevar los cargos a agresión una vez escuche el testimonio de la víctima.

Comunicado del Movimiento Feminista de Salamanca

Hermanas, ha vuelto a pasar. 

Este lunes 8 de julio la menor que sufrió una agresión sexual múltiple en Manresa declarará en los juzgados. Su testimonio será clave para que la Fiscalía de Barcelona decida si fue abuso o violación. A nosotras no nos hace falta su testimonio para comprender que esto, igual que lo de Pamplona, es violación.

Son 7 contra una. Son 7 adultos contra una menor de 14 años. Es una menor sin edad de consentimiento, que en nuestro Estado se sitúa en los 16 años. La penetraban por turnos “ve, te toca a ti, 15 minutos cada uno y no tardes”. Se masturbaban observando un escenario de dominación y poder. 

De nuevo nos cuestionan a las mujeres. ¿Iba borracha? ¿Drogada? ¿Se resistió? ¿Le han quedado secuelas psicológicas o no? Como bien explicó la fiscal del Tribunal Supremo Isabel Rodríguez hace unas semanas, “no se puede pedir a la víctima una actitud peligrosamente heroica”.  

A la barbaridad de este tratamiento judicial se suma una sociedad profundamente machista y racista. Los violadores no eran “menas” como se ha estado difundiendo a través de una estrategia de noticias falsas. Eran adultos de muchas nacionalidades, españoles también. Se viola por machismo, con afán de dominación sobre la mujer. Nos violan hombres machistas y el machismo está en todas las sociedades. Basta ya de utilizarnos para campañas de odio. El feminismo es también antirracista y lo seguirá siendo.

Repetiremos las veces que haga falta que no existe el “consentimiento viciado”. Solo hay dos opciones: o sí o no. Si existen dudas es que no hay consentimiento. Si está inconsciente o privada de voluntad no hay consentimiento. Si es menor no hay consentimiento. Si no hay consentimiento hay violencia. ¡No es no! El incremento de las agresiones sexuales múltiples no debería de hacer más que poner en alerta a una sociedad que está interiorizando formas de sexualidad que son violentas, machistas y que deben llamarse por su nombre. Son violaciones. 

Estamos hartas. Hartas de que nuestra justicia esté llena de jueces y juezas machistas incapaces de ponerse en el lugar de las víctimas. Incapaces de entender que existe intimidación si son 7 contra unA. Que existe violencia cuando son adultos frente a una menor. 

Por eso gritaremos en las calles de nuevo.
#NoEsAbusoEsViolación
#BastaYaDeJusticiaPatriarcal
#NoEstásSola
#YoSíTeCreo