Domingo, 12 de julio de 2020

Los tratos de arriendo

Rebaño de ovejas en Ahigal de los Aceiteros 

Los "tratos" para el arriendo de la próxima temporada se realizan generalmente de forma verbal, siendo por San Miguel cuando quedan cerrados. Otros dejan "arreglada" la finca para la temporada siguiente, pagando una parte por adelantado.

Los precios se incrementan todos los años, normalmente por encima del IPC. Los propietarios calculan la cantidad de dinero que recibir el ganadero en concepto de subvenciones, y ajustan el precio conociendo los agobios para encontrar pastos de invierno.

En pocos años los precios se han duplicado, sin que por ello hayan mejorado las instalaciones ganaderas o las viviendas. Estas siguen careciendo en su mayoría de luz eléctrica y agua corriente. En la actualidad se ha iniciado un programa de instalación de equipos que permiten utilizar la energía solar, traduciéndose en disponibilidad de corriente eléctrica y agua caliente.

Las fincas suelen estar deficientemente cercadas, y los acuartelamientos, que permitirían un aprovechamiento más cómodo y eficaz, no existen en casi ninguna. Los propietarios no invierten en mejoras y los trashumantes no están dispuestos a acondicionar las fincas arrendadas, por lo que la situación tiene difícil solución.