Jueves, 2 de abril de 2020

Heráclito y Parménides o el mar

Tenían razón los dos filósofos: todo continúa en cambio. Todo fluye, todo permanece. 

El oleaje nos lo recuerda si se nos olvida. Que todas las nuevas palabras se borran con la misma fuerza de diferente espuma. Que todo es siempre igual, siempre distinto.