Sábado, 18 de agosto de 2018

28 de diciembre, fun, fun, fun

Cuando uno tiene el poder de publicar una columna un 28 de diciembre, la tentación de dar verosimilitud a alguna estrambótica noticia, acompañándola de datos irrefutables y opiniones de expertos, es muy grande. Bastaría con manipular una foto y utilizar un lenguaje periodístico, presuntamente informativo, para convencer al creyente (siempre que no tenga un calendario a mano) del fichaje de Neymar por el Real Madrid, la vuelta a las canchas de Kobe Bryant, el indulto de Lance Armstrong o de la organización, el próximo verano, de un partido de fútbol en la Luna. Pero, la verdad, resulta mucho más interesante repasar el año y atender a todas aquellas noticias que, efectivamente, ocurrieron, a pesar de que su contenido pueda resultar poco creíble.

Usain Bolt, el plusmarquista mundial de los cien y los doscientos metros cayó derrotado en su última carrera en el hectómetro durante la disputa del Mundial de Londres. Su medalla de bronce, sin embargo, le sirvió para recibir el calor del público al final de la prueba y también en la subida al podio. Fue aún peor su retirada definitiva del atletismo, lesionado nada más recoger el testigo en la prueba de relevos que había de coronar a su país como gran dominador de la velocidad. El monstruo se volvió humano en el final de sus días.

Tras setenta y cuatro participaciones en un grande, habiendo dejado hace tiempo de ser “El niño”, el día en el que Severiano Ballesteros hubiera cumplido sesenta años de no haber sido por el terrible tumor cerebral que le costó la vida, Sergio García venció en el primer hoyo del playoff a Justin Rose para ganar el Masters de Augusta y portar, al fin, la chaqueta verde, el galardón más prestigioso del mundo del golf.

Rafael Nadal, 31 años, y Roger Federer, 36, despidieron el año como números uno y dos del mundo en el ránking ATP tras haberse impuesto en los cuatro torneos del Grand Slam y en cinco de los nueve Masters 1000. Hace once años se repetía esta misma situación, aunque en orden inverso y acompañados por ocho jugadores distintos, la mayor parte de ellos ya retirados. Tomen conciencia de este dato para incluirlo en sus correspondientes memorias.

Garbiñe Muguruza le dio el relevo a su entrenadora durante el torneo, Conchita Martínez, como reina española en la hierba de Wimbledon tras imponerse por 7-5 y 6-0 a Venus Williams en un partido marcado por la actuación inspirada de la tenista hispanovenezolana. Por su parte, Mireia Belmonte se alzó con su primer oro en el mundial tras vencer en los 200 mariposa, hito que también alcanzó, completando con ello la triple corona, Lidia Valentín tras su triunfo en los campeonatos del mundo de Anaheim en la categoría de menos de setenta y cinco kilos. En el ámbito continental, la selección absoluta de baloncesto femenino se impuso en el Europeo, lo mismo que hizo, una vez más, Carolina Marín en badminton.

Elip Kipchoge bajó finalmente de las dos horas en el maratón, tras imponerse el pasado 24 de septiembre en Berlín al resto de atletas que, equipados con la última tecnología en ropa deportiva, atacaban esta marca casi impensable. La buena temperatura y la ausencia de viento, sumadas a un recorrido esencialmente plano y al buen trabajo de las liebres facilitaron este nuevo hito de la especie humana, el último, por el momento, viaje a la Luna.